Contragolpe a la Corte

El Senado dio media sanción a ley que reforma el Consejo de la Magistratura

 

Con lo justo y necesario. El jueves a la tarde, el Senado dio media sanción a ley que reforma el Consejo de la Magistratura: fueron 37 votos a favor, incluido el del ex gobernador de Río Negro Alberto Weretilneck. El órgano que selecciona y sanciona a los jueces tendría 17 integrantes, con la presencia de un juez de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, pero que no lo presidiría. El texto lo dice con toda claridad:

 

Jueces de todas las instancias incluye a la Corte

 

Ahora la discusión pasará a Diputados, donde el oficialismo no tiene 129 votos propios, sino que deberá negociar con bloques minoritarios.

Lo que se impone es la premura por el 16A, el supuesto Día D. El fallo de la Corte de diciembre del año pasado otorgó 120 días al Congreso para que sancione una nueva ley que regule el funcionamiento del Consejo. De lo contrario, se volvería a la conformación anterior, prevista en la ley 24.937 de 1998, con una integración de 20 miembros, incluido el presidente de la Corte. La ley vigente desde 2006 es la 26.080.

Sobre la premura, una vez que logró la media sanción del Senado, el jefe de la bancada del Frente de Todos, Germán Martínez se atajó con los plazos vía Twitter. El jueves a la noche publicó:

 

 

 

El viernes por la mañana, por la misma red social, apuntó directo a la Corte. Recordó que el expediente sobre la constitucionalidad de la ley actual entró a la Corte el 22 de agosto de 2017 y que el fallo salió el 16 de diciembre de 2021:

 

  

 

 

 

Exposiciones

Weretilneck, quien impulsó la “federalización” del Consejo, dijo en el debate que “el hecho de constituir una comisión de asuntos federales en la cual senadores participan por región en el seguimiento de todo el proceso de designación de funcionarios judiciales nos da una cercanía con la toma de decisiones”.

La senadora María Inés Pilatti Vergara (Frente de Todos-Chaco) es consejera de la Magistratura. Preside la comisión de Disciplina y Acusación. En la discusión en la Cámara alta se refirió al argumento sobre la supuesta primacía del bloque político en el Consejo: “El fallo es disparatado porque esos siete representantes políticos en el Consejo de la Magistratura jamás en 16 años han votado una decisión en un mismo sentido. No es cierto que esa representación política sea la causante de los males en el Consejo”.

Su colega Silvia Giacoppo (Frente Jujeño Cambiemos), también consejera de la Magistratura, planteó: “No hay equilibrio, ni independencia. Violamos el espíritu del constituyente. Este proyecto es para volver a ese espíritu (…) El eje inalterable de una democracia está en la limitación de cada uno de los poderes”.

El senador Oscar Parrilli (Frente de Todos-Neuquén) recordó que el fallo de la Corte sobre el Consejo está firmado por dos integrantes que “aceptaron ser nominados por decreto” [en referencia al presidente del Máximo Tribunal Horacio Rosatti y el vice Carlos Rosenkrantz] y que quien los propuso fue Fabián “Pepín” Rodríguez Simón, hoy diputado del Parlasur y prófugo de la Justicia argentina, que lo busca por la presunta extorsión a los empresarios de medios Cristóbal López y Fabián De Sousa. “Con este fallo, la Corte está legislando, cosa que no debe hacer. El máximo tribunal tiene una actitud inconstitucional, avasalladora de otro poder”, sostuvo Parrilli, y advirtió: “Quieren que Rosatti sea presidente del Consejo. Sería casi como un golpe de Estado al Consejo”. Con un toque de humor, el senador se preguntó: “El 15 de abril se produce el asalto al Consejo, ¿llegarán con tanques?”. “Esta ley es para evitar el golpe institucional”, planteó.

“Estamos sancionando algo de urgencia. Hasta el 15 de abril hay 13 miembros, después se vuelve a los 20 y, si se sanciona esta ley, (serán) 17. Esto es un desastre causado por la Corte Suprema de Justicia, que es la Corte del 2X1, desprestigiada”, abundó.

Parrilli recordó la “trampa” impulsada por el ex ministro de Justicia del macrismo Germán Garavano y el consejero-diputado del PRO Pablo Tonelli para “cambiar mayorías con la complicidad de (Ricardo) Lorenzetti”, lo cual permitió que le iniciaran juicio político al camarista Eduardo Freiler, quien fue destituido. En un guiño a Cambiemos, valoró la incorporación en la redacción final de un aporte de la oposición –de la cual destacó que “no son todos los mismo”–: el requisito de que quienes se presenten a concursar para ser juez o jueza no registren condenas penales firmes. Y subrayó que el Frente de Todos agregó la imposibilidad de que asuman cargos quienes hayan desempeñado funciones en la dictadura. Al final de su intervención, se tomó un minuto para la política: “Nosotros sabemos gobernar. Cuando terminamos el mandato fue con la Plaza de Mayo llena”, apuntó.

 

 

Abogadas y juezas

A fines de marzo, la voz de Jimena de la Torre aparecía en un mensaje automático en los celulares. “El 5 de abril te invito a participar de las elecciones de abogados para el Consejo de la Magistratura”, decía. De la Torre fue funcionaria de la AFIP durante el gobierno de Mauricio Macri y encabezó la lista “Abogacía por la Independencia Judicial”, que el martes se impuso con un 60% de los votos por sobre la lista “Abogacía Federal”, que encabezaba María Fernanda Vázquez, decana de Derecho de la Facultad de Lomas de Zamora. Ambas ingresan al Consejo para completar el estamento de abogados. Para el estamento de jueces, que debía completarse con una jueza, se impuso la opositora Lista Bordó por 289 votos; la Lista Celeste quedó segunda con 216 votos. La consejera elegida es la jueza Agustina Díaz Cordero, del fuero Civil, especialista en Derecho de Familia. En tercer lugar quedó la lista Compromiso Judicial, que obtuvo 145 votos.

Desde el sector de jueces advirtieron sobre la menor participación en esta elección frente a la de fines del año pasado, cuando se eligió la Comisión Directiva de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional, en la que la Bordó obtuvo 852 votos, la Celeste 815 y Compromiso Judicial 453.

 

 

 

Diputados

La semana pasada, la diputada Graciela Camaño, también integrante del Consejo de la Magistratura, se despegó de su referente Roberto Lavagna, que el domingo pasado se había pronunciado en el debate sobre la reforma de la Magistratura. En Twitter, el ex ministro de Economía escribió que “el Consejo de la Magistratura pertenece al área judicial y es natural que sea presidido por el Presidente de la Corte Suprema de Justicia”.

En un reportaje con AM 750, Camaño planteó que “tiene que haber un equilibrio” en el órgano que designa a los jueces. “La Corte Suprema tiene que integrar el Consejo pero no presidir, y mucho menos tener doble voto”, indicó. Dijo que elaborará un dictamen propio. El Cohete a la Luna consultó a sus voceros por el contenido del texto, pero no obtuvo respuesta.

En 6 días caería la conformación actual del Consejo. La pregunta es: ¿qué pasará con los actos a partir de ese día? ¿Serán inválidos? Hay distintas respuestas. Por lo pronto, en el calendario resta una fecha: el 18 de abril votan los académicos de las facultades de Derecho de todo el país. De esa elección también debe surgir una mujer.

 

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí