Dos monstruos

La música que escuché mientras escribía

 

Este album extraordinario reúne a dos monstruos incomparables, el pianista Art Tatum y el saxofonista Ben Webster. Con pocas excepciones, Tatum actuó y grabó como solista, porque era fama que resultaba muy difícil seguir su tempo endemoniado. A menudo se escucha como si hubiera dos pianos o, más apropiadamente, como si el intérprete tuviera dos mentes.

Este álbum terminó de grabarse en septiembre de 1956, dos meses antes de la muerte del pianista. Ambos habían nacido en 1909, pero Ben Webster lo sobrevivió 17 años.  A diferencia de Tatum, hizo toda su carrera en grandes orquestas, pero ganó fama definitiva a partir de 1940 como primer saxo en la de Duke Ellington y como acompañante de Billie Holiday, Ella Fitzgerald y Carmen Mc Rae. Recién en sus últimos años, radicado en Escandinavia, trabajó sólo con una base rítmica, Es impresionante la vibración del aire que se percibe en sus grabaciones, como Chelsea Bridge o Stardust.

Su encuentro con Tatum (más el contrabajista Red Callender y el baterista Bill Douglas) es puro placer, tan necesario en los peores momentos.

 

2 Comentarios
  1. Héctor Omar García dice

    Músico geniales reunidos en un álbum imprescindible. ¡Muchas gracias!

  2. Hugo Nestor dice

    Una delicia, gracias por haberme permitido conocerlos.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.