El rifle sanitario en la industria

El acuerdo con la UE que el gobierno considera un triunfo nos pondrá a exportar lana e importar casimires

 

El TLC que el gobierno de Cambiemos propone acordar con la UE tendrá dos efectos graves y a corto plazo: empujar el precio de los alimentos que consumimos los argentinos a converger con los precios internacionales —obviamente con salarios muy por debajo de los internacionales— y someter a la industria argentina a una competencia hoy imposible de afrontar; la consecuencia será reforzar el esquema histórico de “exportar lana e importar casimires”.

En una nota publicada en La Nación el lunes 1° de julio, el exitoso empresario sojero Gustavo Grobocopatel recomienda: “Hay que dejar que algunos sectores desaparezcan”. Un rifle sanitario apuntado sobre las empresas pyme y estatales argentinas.

La causa por la que la industria argentina no puede afrontar la “competencia libre” con la industria europea —y la asiática que se cuele desde Europa— es, fundamentalmente, el atraso tecnológico de nuestra industria, que en los largos años de gobiernos neoliberales careció del apoyo que en el Hemisferio Norte recibieron y continúan recibiendo las industrias de parte de sus Estados, a lo que se suma hoy el precio de la energía y la inaccesibilidad del crédito.

La consecuencia obvia de una “desaparición” de sectores industriales será un incremento del desempleo, con la consiguiente retracción del mercado interno, la consecuente disminución de los ingresos del Estado y el incremento del déficit de nuestra balanza comercial.

En lugar de un TLC sumado al rifle sanitario industrial, el Estado argentino debe trabajar en la modernización de las tecnologías que utilizan las pymes nacionales, con el apoyo de institutos de tecnología como el INTI y el apoyo de un sistema nacional de ciencia y tecnología que se debe rescatar.

En lugar de un TLC sumado al rifle sanitario industrial, el Estado argentino debe proteger la producción nacional, protección condicionada caso a caso al cumplimiento de metas acordadas y monitoreables continuamente en lo que hace a la modernización de la tecnología, con la disminución de costos y el incremento de calidad resultantes; al desarrollo de nuevos productos y procesos; y a la disminución continua de importaciones de insumos y semielaborados, localizando en el país partes cada vez mayores de las cadenas de valor.

En lugar de un TLC sumado al rifle sanitario industrial, el Estado argentino debe recurrir al compre estatal direccionado para promover el desarrollo tecnológico autónomo bajo los condicionamientos arriba discutidos.

En lugar de un TLC sumado al rifle sanitario industrial, el Estado argentino debe establecer líneas de crédito promocionadas para financiar en las pymes las modernizaciones tecnológicas necesarias.

También es prioritario el desarrollo de nuevos sectores productivos. ¿Cuáles priorizar? Aquellos que tengan alta potencialidad de creación de empleo y los que a corto y mediano plazo maximicen el balance de divisas. Entre los sectores prioritarios no estarán necesariamente los que están de moda en el Hemisferio Norte (ej. tecnologías 4.0 [1]) que según la experiencia internacional reducen el nivel de empleo y requieren importantes inversiones en divisas.

 

 

 

[1] E. Dvorkin, «Tecnologías 4.0 y precarización,» Noviembre 2017. [En línea]. Available: http://www.iade.org.ar/noticias/tecnologias-40-y-precarizacion. [Último acceso: 29 Julio 2019].

 

 

 

  • Doctor en Ingeniería

 

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

8 Comentarios
  1. Domingo dice

    Che, pero será posible que no hayan leído a Belgrano . Moreno. o Monteagudo y no vean que ya ahí está todo planteado filosófica y prácticamente. Que de lo que se trata es de si somos un país o un rejuntado, como la seleccion. Cuando se miro en conjunto, se trabajó de consuno, recuperamos ciencia, tecnología y el país marchó. Y ahora, que discuten?

  2. Juan Ignacio dice

    Dvorkin ya está gagá, es eso o le siguen pasando un sobre jugoso….

  3. Gustavo Montilla dice

    Lo que no sabe Grobocopatel, es que quién tiene que desaparecer (no como persona, sino como empresario oligopolista) es él, para que la Argentina sea un país socialmente justo, políticamente independiente y económicamente soberano.

  4. Daniel dice

    Alcides, la altenativa es……….????
    Te escucho
    Daniel D J

  5. Adrian dice

    Una de las notas mas tendenciosas y mala leche que he leido. El autor no entiende una goma de la economia ni procesos productivos y piensa que cerrándonos al mundo vamos a magicamente ser capaces de desarrollar la tecnología que otros países tienen hace decadas.
    Además asume la condicion de estafadores e inutiles y de los argentinos, ya que su premisa se basa en:
    a- Que los precios locales se van a ver incrementados a niveles internacionales cuando ya en este país estamos pagando DEMASIADAS cosas a precios muchos mayores a los que se pagan en Europa.
    b- Que en los 15 años (si, QUINCE) que van a tener las industrias locales para modernizase y ser competitivas contra las Europeas estas no van a hacer absolutamente nada y apenas se cumpla el plazo de tiempo y se remuevan los aranceles a productos importados estas se van a fundir de un dia para el otro.
    Gente, es por personas como esta que el país no progresa. No estamos condenados al fracaso, personas como Dvorkin nos condenan al fracaso.

  6. Alcides Acevedo dice

    Me quedo con este párrafo de sr Dvorkin:

    «Entre los sectores prioritarios no estarán necesariamente los que están de moda en el Hemisferio Norte (ej. tecnologías 4.0 [1]) que según la experiencia internacional reducen el nivel de empleo y requieren importantes inversiones en divisas.»

    Ahá, muy interesante, digamos que «tecnologías 4.0» es el mundo que viene en materia industrial ¿nosotros vamos a plantear la maximización del empleo y el ahorro de divisas desarrollando cadenas de valor localmente cuando en en mundo son globales?
    Después se quejan de los liberales pero no se les cae una sóla idea, mejor dicho, cuando plantean «ideas» quedan en ridículo, si alguien piensa que vamos a salir adelante a base de PyMES y empresas estatales con mucho empleo y con poco capital y tecnología estamos sonados.

    1. Gustavo Montilla dice

      Alcides Acevedo, sería necesario que releyeras la nota, porque evidentemente no entendiste. Y si pensás (por oposición a lo que decís) que vamos a salir adelante de la mano de las grandes compañías multinacionales, de capital intensivo y «alta» tecnología, ahí sí que estamos fritos. Hay muchísimo camino por recorrer en pos de construir un país industrial, que es perfectamente posible en la Argentina. Todos los puntos que están en la nota, son los primeros pasos y la brújula en ese camino. El mercado interno como teatro de operaciones para «madurar» nuestras industrias, para luego afrontar el mercado mundial, es el recorrido de prácticamente todas las economías industriales. Los únicos países que exportan cifras relevantes careciendo de mercado interno, son los que sólo exportan materias primas, con casi nulo valor agregado.

      1. Alcides Acevedo dice

        » El mercado interno como teatro de operaciones para «madurar» nuestras industrias, para luego afrontar el mercado mundial, es el recorrido de prácticamente todas las economías industriales.»

        ¿Es joda? ¿mercado interno? ¿teatro de operaciones para madurar? estamos en 2019 ¿se pueda saber qué industrias son esas que vamos a incubar al costo de vivir en el subconsumo y pagando precios exorbitantes?

        El grueso de las «industrias» que protegemos son en realidad multinacionales que se llenan los bolsillos vendiendo en el mercado local basura obsoleta a precios altísimos.

        Otro detalle es que por el lado del empleo la tendencia secular es a que la industria emplee cada vez menos gente, no parece ser el empleo uno de los ejes justificadores entonces.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.