Grabois no

El juego político del Papa Bergoglio en el escenario argentino actual

 

¿Quién habla por Bergoglio?

¿Qué claves podrían orientar la pregunta sobre el juego político del Papa Bergoglio en el escenario argentino actual?

El pensamiento de Bergoglio sobre la situación nacional es habitualmente conocido por boca del dirigente del MTE Juan Grabois, como asesor ad honorem del ex Pontificio Consejo de Justicia y Paz desde 2016, pero sobre todo por su cercanía personal y política con el pontífice.

La asociación entre Grabois y el Papa Bergoglio no es accidental. El joven militante social la hace presente permanentemente, poniendo a la doctrina del jesuita argentino elevado al trono de Pedro como inspiración de sus análisis políticos y morales.

Vale la pena meditar sobre esta presencia, a través de Grabois como vocero privilegiado, del Papa Bergoglio y sus apuestas políticas locales, focalizando un aspecto medular y normalmente omitido o falseado, la relación entre cristianismo y sociedad, entre cristianismo y conflictividad social.

La figura de Grabois emerge en la estela de Bergoglio, Arzobispo de Buenos Aires, y luego Papa. El Papa Bergoglio tiene historia, una historia más remota, durante los años ’70, que desde mi perspectiva ha sido suficientemente aclarada en sus puntos nucleares en el libro de Horacio Verbitsky El silencio, y una historia más reciente, en sus años arzobispales, que puede resumirse en su cercanía con los llamados “curas villeros”, en sus críticas iniciales al kirchnerismo, y en sus nefastas intervenciones sobre temas que, en la jerga eclesiástica, son de “moral sexual”, como el matrimonio igualitario.

Este breve itinerario muestra el carácter sinuoso de Jorge Bergoglio, que procuró sostenerse con un pie en cierto compromiso social, y con otro en las posiciones retrógradas de la jerarquía católica, que se niega con mayor o menor énfasis a aceptar su rol en sociedades pluralistas, en pie de igualdad con el resto de la ciudadanía.

Bergoglio Papa recompuso con rapidez sus relaciones con la ex Presidenta Cristina Fernández de Kirchner, y se situó con celeridad en la vereda contraria del macrismo, haciendo honor a sus viejas pertenencias ideológicas, el peronismo de Guardia de Hierro.

En este escenario se sitúa Grabois, crítico del kirchnerismo cuando lo fue Bergoglio, cercano a él en este momento, en especial a CFK, contrario siempre, como su mentor, a leyes que convaliden los derechos de las mujeres y la libertad sexual.

El apotegma fundamental del Papa Bergoglio reza “la unidad es superior al conflicto”. Mucho puede decirse de esta unidad, pero sería iluso suponer que la unidad bergogliana, como la de Agustín de Hipona, no supone cierto ordo, orden, para lograr el bien del todo social, la pax, la paz del poder eclesiástico, viejo y nuevo. Se trata de una particular concepción de la articulación entre cristianismo y sociedad, una entre otras, que procura disolver el conflicto en unidades mayores, y conjurarlo con mediaciones que “superen” la dimensión agónica del todo social, es decir, la lucha de clases.

La discusión sobre el rol político de los movimientos sociales, cuando la pobreza crece escandalosamente y la conflictividad social se intensifica, muestra la tarea que el Papa Bergoglio le ha reservado a Grabois: ser una voz moralizante en medio de la necesidad de un salto político cualitativo para los movimientos sociales, dejando el problema de la emancipación política para otro momento, limitando al poder popular al reclamo reivindicativo. No deja de ser indicativo que Grabois manifieste una posición antiintelectualista poniendo a la “verdad del pueblo”, fetiche largamente utilizado en la historia nacional, por encima de las inútiles teorizaciones de aquellos que no lo comprenden. La “verdad del pueblo” no precisa cuestionamientos críticos al poder pastoral, que, hoy como ayer, pretende ser la única voz, o la más cualificada, para expresar las necesidades de ese pueblo. De otras voces, nacidas de un cristianismo en lucha, nada oímos aquí, sólo la voz quebrada que suena desde Roma.

 

 

La medievalista Flavia Dezzutto es vicedecana de la Facultad de Filosofía y Humanidades 
de la Universidad Nacional de Córdoba.
24 Comentarios
  1. Santucho dice

    Lo de “guardia de hierro” fue una chicana barata, una mentira lanatista. Hay que dejar de creerle a Jorge Lanata por mil años.

  2. Simon Say dice

    nota miope, sesgada y envidiosa. Dezutto a duras penas pudo retener su facultad, fracasó en la elección de rector y quiere elegirle alianzas a CFK. no entendió nada y

  3. Luis dice

    Excelente el texto. Vergonzosos los comentarios con los ‘Grabois Si Aunque Sé Que es un Operador Facho a Sueldo”

  4. L u i s dice

    Un complice cuyos referentes en el senado le votaron todo a Macri, un escondedor de pobres y gestionador de misera para el PRO. Es increible que haya gente que se trague las operetas y los actos mediaticos (como el show de la carcel) de un tipo que desde hace tres años trabaja a sueldo para VIdal y Stanley escondiendo pobres. Y de la misma manera, es asombroso el razonamiento de algunos que creen que la cúpula de Iglesia Catolica (cuyo discurso de odio, misoginia y antiderechos es igual a los de Micheti, Boindini, Pando y Bolsonaro) es una defensa contra otro espanto como son las Iglesias Evangélicas, actuales amigos de Capitanich en la cruzada antiderechos (igual que Grabois usando su chapita del la CTEP para lobbear contra la ley ESI… y eso fue antes de ayudar a escapar a los servicios de Bullrich que apedrearon el ND Ateneo).
    Es vergonzosa y descarada la campaña de la iglesia católica tratando de subrise al carro del ‘AntiCapitalismo’. Solo una amnesia imperdonable puede hacer que nos olvidemos de quien son Begoglio y los suyos.
    Nota aparte para los poco inocentes comentarios que en cada facebook, en cada tweet y hasta acá mismo, en el Cohete, quieren descalificar a quienes luchan por los derechos (sexuales, reproduuctivos… humanos) con el cuento de ser ‘primermundistas/cegeuera de clase (?) / ideología de género’.
    Grabois es un complice y un operador de los peor de la derecha, disfrazado de salvador de pobres. Nunca fue otra cosa. Y desde hace años que las ‘opciones estrategicas para ganar elecciones y despues vemos’ nos explotan en la cara.

  5. Juand dice

    http://ctepargentina.org/se-aprobo-la-ley-integracion-urbana-los-barrios-populares/
    Este miércoles el Senado Nacional aprobó ley de expropiación de tierras de los 4416 barrios populares de Argentina.
    Una lucha que llevo hasta el final Juan.
    Grabois es mas que el papa y esta lejos de ser un retrogrado antiderechos, es un compañero de fierro que lucha por lxs mas humildes

  6. Juan Manuel Cortés dice

    La nota “Grabois Si” presenta una argumentación construida desde la calle, el barro y la militancia cotidiana en favor de una retaguardia social relegada hasta por los nuestros. La nota “Grabois No” argumenta únicamente desde el plano de las ideas en pos de una vanguardia erudita y de estómagos satisfechos.

    Grabois SI.

  7. Alberto de Chascomus dice

    Cuánto contribuyó el ayer arzobispo Bergoglio cabeza de la oposición “espiritual” a los gobiernos Kirchneristas para su desgaste? Donde termina el oportunismo del Papa Francisco en su disputa por el liderazgo y orientación del movimiento Nac. y Popular? Cuán compatible es la visión del orden social de Grabois con el de una sociedad libre material, y espiritualmente de la dominación neoliberal y patriarcal ? Son preguntas oportunas?

  8. guillermo piazza dice

    tiene historia… una historia más remota,… que desde mi perspectiva ha sido suficientemente aclarada en sus puntos nucleares en el libro de Horacio Verbitsky El silencio, y una historia más reciente, en sus años arzobispales, que puede resumirse en su cercanía con los llamados “curas villeros”, en sus críticas iniciales al kirchnerismo, y en sus nefastas intervenciones sobre temas que, en la jerga eclesiástica, son de “moral sexual”, como el matrimonio igualitario.

    Este breve itinerario muestra el carácter sinuoso de Jorge Bergoglio, que procuró sostenerse con un pie en cierto compromiso social, y con otro en las posiciones retrógradas de la jerarquía católica, que se niega con mayor o menor énfasis a aceptar su rol en sociedades pluralistas, en pie de igualdad.

    Claro, para no ser “sinuoso” hay que gozar de la coherencia intelectual de Flavia.

    Altre: “Se trata de una particular concepción de la articulación entre cristianismo y sociedad, una entre otras, que procura disolver el conflicto en unidades mayores, y conjurarlo con mediaciones que “superen” la dimensión agónica del todo social, es decir, la lucha de clases.”

    Basta darse una vueltita por Brasil para ver cómo anda la “Lucha de Clases”.

  9. Néstor O. Gozza dice

    Después de Bolsonaro, podría suceder que reflexionen un poco los confuSionistas ingénuos. Los parásitos de la humanidad llevaron la confrontación entre explotadores y explotados a la de varón y mujer. Negaron la psicología para instalar una ideología de género que solo apunta a generar nuevos autoritarismos. La nueva lucha revolucionaria es siempre la misma, como lo es el intrismo. Lo importante es identificarlo a tiempo.

    1. Luis dice

      Te equivocaste de web, la de Biondini es otra, corazon

  10. Milton dice

    Nano Política.
    Alaj Pachachirij (seres que están en lo alto)
    Manka Pachaj Kirij (seres tectónicos que están en lo bajo)
    Aka Pacha Kiri (seres que están aquí y ahora)
    Kahá Pacha Kiri (el mundo de lo desconocido)
    Ajhallu (el espíritu)
    Kamasa (la energía y el coraje)
    Lurahui (el hacer)
    Sajnakahui (el distribuir)
    ………..
    Yatiri con hoja de coca, invocando que la inflación de palabras no impida la sobrevivencia de sus hijos y nietos.
    S. Cusicanqui

  11. G riselda Bozzo dice

    En este momento hay que buscar acuerdos a pesar de las diferencias , los desacuerdos los dejamos para debatir , me parece terrible la mezcla de peras con bananas , Nadie tiene la verdad absoluta pero al realidad es una y si bien enumera puntos objetivos , ya de este tipo desencuentros no conduce a ningún lado , hay que superar

  12. Pancho Langieri dice

    Muy agudo el análisis, no creo, como se sostiene en algunos comentarios, que esta mirada “esquive” los posicionamientos en la coyuntura y los alineamientos necesarios para enfrentar con decisión al gobierno. Muy buena respuesta.

  13. ram dice

    Conociendo a los curas – que gusten o no, es otra cuestión – me pregunto dónde estaría lo “sinuoso”, además de extraño seria milagroso que Francisco o cualquiera apareciera apoyando abortos, matrimonios igualitarios y cositas así, tan típicas de estos últimos años (pero impensables hace cuánto, una década?).
    Tengo una particular aversión por las sotanas pero, sucede que “hay de todo en las viñas del señor” y hay curas y satélites católicos con un compromiso social que ya quisieran varios “revolucionarios”….. si Grabois es de ésos o un espejismo está por verse, pero acá y ahora bien vale apostarle alguna fichita, si enfrente no hay un felino discípulo de satanás, el que está se le parece bastante y este Papa casi que es el Che, en la comparancia, claro,….. de todos modos ahí están los simpáticos evangelistas, más reaccionarios, más dogmáticos y retrógrados, acá, en Brasil, en todas partes y reportando sin escalas en USA. Digo, si hay que agarrarse con los religiosos, tengamos cuidado de cuál es el zapato que aprieta peor….

    1. Myriam Godoy dice

      Muy de acuerdo. Incluso la separación iglesia estado es un arma de doble filo. https://www.eldisenso.com/politica/el-arte-de-dividir/

  14. [email protected] dice

    Para hablar de Juan Grabois .. ciertas y fundamentadas algunas afirmaciones acerca de Bergoglio y el Papa , del peronismo y Cristina, aunque ordenadas con deliberada intencion y en momentos a puro forceps para restarle poder de fuego a esta figura que emerge y es necesaria, por eso y en este contexto de desembarco de Ceos y chetos muy malos que nos gobierna , saqueadores, antidemocraticos, nos imponen como un verdadero ejercito de ocupacion una coyuntura represiva, destruyeron la industria el trabajo la alegria y los derechos del Pueblo y digo Juan ´sí , una y mil veces porque mientras debatimos nos quedamos sin pais y meten presos inocentes, y hay hambre. no es momento creo de abrir internas y menos de poner en la mesa de diseccion a Grabois..
    Dejemos las divisiones para fuerzas testimoniales e impolutas como las izquierdas nacionales , gorilas en general, que militaron el voto en blanco y contribuyeron a la llegada al poder del poder economico y Macri . Ahora es ya y Juan Grabois milita con y para quienes muchos analistas ya por su olor a pobre no durarian un segundo. Juan Sí y Juan gracias por acompañar a Cristina en Comodoro Py y por defender senegaleses que estos inmaculados y perfumados serede la observacion , no les compran ni locos un anillito. gracias JUan y Si Juan Si´. Gabriela.

  15. Esmeralda dice

    A pesar de los crímenes de la Iglesia Católica, la imagino como un dique de contención ante el avance desmesurado de las iglesias evangélicas, tal como está sucediendo en Brasil. Entiendo que se la debe pensar desde un lugar estratégico, crítico y coyuntural.

  16. myriam dice

    Brillante!!!

  17. Alejandro Auat dice

    Celebro la intervención de una respetada y notable intelectual como Dezzuto en cuestiones de política coyuntural. Pero su análisis adolece de las mediaciones propias de la política coyuntural y nos conduce a una mirada del largo plazo. Comparto sus prevenciones sobre la sinuosidad de las posiciones bergoglianas pero creo que hay coyunturas en las que hay que las alternativas se presentan tan básicas que cualquier duda acerca de la orientación última de las opciones termina conspirando contra la construcción de hegemonía a partir de las demandas populares. De última, bien se podría debatir hacia el interior de esta construcción entre el ordo agustiniano más pendiente de la jerarquía neoplatónica y la prudentia tomasiana más abierta a la heterogeneidad histórica, como paradigmas que juegan en tensión no resuelta en los militantes de formación cristiana. Pero no pasa por allí el límite de la articulación para sumar. El límite es el neoliberalismo. Hoy, Grabois sí.

  18. ENRIQUE dice

    Un ” disfrazao”…..

  19. Jorge dice

    Puede ser todo cierto, pero para mi, desde mi perspectiva que quizás es errada, no es momento ahora, estamos ante un monstruo que hay que sacar ya, es urgente.

  20. Gabriel Clemens dice

    Que suerte que esa prosa se encargue de señalar a Grabois No, dado que produjo en mí lo opuesto GRABOIS SI. Por favor continúe las diatribas así Grabois comienza a tener un liderazgo más consolidado al menos para la urgencia, las sutilezas e inexactitudes de este editorial con bias son para tiempos de normalidad democrática no para estados de excepción, la pequeño burguesía como la entendía H. Hesse nunca va a estar mirando hacia el Otro Invisible dada su ceguera de clase, sino a su ombligo, en esos ejercicios esquizoides de snobismo primermundista en el peor de los mundos.

  21. patricia dice

    Coincido totalmente con esta visión.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.