La búsqueda de un Guaidó andino

Mesa, derrotado por más de diez puntos, apuesta a desestabilizar Bolivia con apoyo de Estados Unidos

 

“Los opositores ‘golpistas’ no lograrán fracturar la institucionalidad ni ‘la fidelidad democrática’ de las Fuerzas Armadas (FFAA)” afirmó el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, al ser consultado sobre el pronunciamiento de militares en retiro  que rechazó «un nuevo mandato de Evo Morales».

Quintana, ex embajador de Bolivia en Cuba, afirmó que las FFAA «han dado una prueba de fidelidad democrática estos 37 años, ejemplar en América Latina; son Fuerzas Armadas que han comprendido el valor de la democracia (…); son FFAA que han comprendido el imperativo de apoyar a la sociedad en su desarrollo, se han convertido en un brazo social imprescindible en un país en vías de desarrollo, contribuyen a la innovación tecnológica, a la educación, a enfrentar los desastres naturales» afirmó en larga entrevista con la estatal emisora Patria Nueva.

«Militares y policías hoy son instituciones soberanas y dignas, que cumplen la misión invariable de defensa de los recursos naturales como nunca antes en la historia del país», señaló Quintana al reprochar la actitud de antiguos militares “que exaltan la dictadura militar y la filosofía política de Luis García Mesa y Luis Arce Gómez”.

Juan Ramón Quintana, contra los soldaditos de Arce Gómez y García Mesa.

Por su parte, opositores políticos señalaron que ante el rechazo de la población boliviana a la continuidad de Evo Morales, el Movimiento al Socialismo se aferra al apoyo de las Fuerzas Armadas y la Policía.

 

 

 

 

Proyecto de fractura de FFAA y Policía

Juan Ramón Quintana denunció “que está en curso un proyecto de fractura institucional en la Policía y en las FFAA” y descartó el éxito de cualquier “aventura” de la extrema derecha para “romper con la disciplina y cultura democrática de las FFAA, instituciones hoy día democráticas, y que son un lastre para los intereses extranjeros acostumbrados a someter a las fuerzas armadas y policía», aseveró.

“Estas FFAA y la Policía son un lastre para los intereses extranjeros acostumbrados a someter a las fuerzas armadas y la policía.

Al referirse al anuncio de militares del servicio pasivo de «defender la democracia», Quintana señaló que muchos de ellos «eran soldaditos de plomo de García Mesa que exaltan la dictadura militar», y preguntó: «¿Qué pedagogía intelectual tienen acerca de la democracia? ¿De qué democracia están hablando?»

En la línea del presidente Evo Morales de desprestigiar a Carlos Mesa, Quintana calificó como “una nueva modalidad de golpe de Estado la designación de gobiernos paralelos” y afirmó que “Mesa es el Guaidó andino. Está apostando a la vía venezolana de un gobierno paralelo, con su silencio cómplice está legitimando la violencia”.

“Si Carlos Mesa no se ungiera candidato victorioso en estas elecciones, pasaría a la condición de una jubilación definitiva. No tiene ninguna otra oportunidad de conducir una fórmula ganadora, esta elección define su condición de dirigente político, se juega su jubilación política en este proceso electoral”, señaló Quintana al referirse al ex Presidente, historiador y principal oponente a Evo Morales y el Movimiento al Socialismo (MAS).

Finalmente aseguró que “el MAS obtuvo una victoria categórica en los comicios generales del pasado domingo”.

 

 

 

* Publicado en Brújula Digital.

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

2 Comentarios
  1. Luis Juan dice

    Estimados:
    Fernando Dorado, escribió un artículo titulado “Estrategia global capitalista y táctica imperial” en mayo/2014 (alainet.org). Cito algunos párrafos:

    “La burguesía global “en formación” ha elaborado una serie de políticas para mantener su dominio y fortalecerlo. Tiene un inagotable acumulado de experiencias, cuenta con innumerables y poderosos centros de pensamiento y perfecciona permanentemente la estrategia. Su meta medular es impedir que el proletariado y los pueblos del mundo identifiquen sus intereses y tracen una política anti-capitalista de carácter internacional.”

    “Invisibilizar al proletariado es su tarea central. Resaltar los intereses sectoriales de la población y convertirlos en algo especial y esencial, ha sido un trabajo ideológico sistemático emprendido desde los años 80s del siglo pasado (XX). Estimular las diferencias étnicas (indígenas, afrodescendientes, mestizos, blancos, etc.), nacionales (nativos y migrantes), etarias (jóvenes, adultos, viejos), de género (mujeres, hombres, LGTB), religión y demás intereses culturales (ambientalistas, animalistas, humanistas, etc.), es su estrategia. El análisis de clase es desechado, la identidad sectorial es el referente principal.”

    “Esa maniobra es utilizada también por los bloques imperiales para defender sus áreas de influencia, mercados y territorios. Así lo hacen ahora en América del Sur estimulando las “memorias” de pueblos indígenas hacia la conformación de una nación “aymará-quechua” o hacia “autonomismos” que colocan como aspecto principal la lucha por la territorialidad, la “economía propia” y la crítica al desarrollismo, pero que no enfrentan la lógica del gran capital en el terreno de poder político concreto (imperial-capitalista) sino en el campo de la crítica a la “colonialidad del poder”. Su objetivo: quebrar la unidad de Estados nacionales que se les han salido del control y crear condiciones para la intervención imperial.”

    “Por un lado es una estrategia global, integral, de clase dominante. Por el otro, es una política regional, sectorial, también de clase pero donde predomina el interés de su Estado imperial y de determinados grupos capitalistas que tienen afincados intereses sectoriales. La segunda está subordinada a la primera. Sólo la lucha de clases muestra en qué momento se hace evidente esa subordinación. Dominación, hegemonía, control, se entrecruzan.”

    “Por ejemplo, cuando la revolución árabe estaba mostrando sus potencialidades de clase, la intervención imperial se hizo necesaria, más que para hacer una nueva repartición de las riquezas petrolíferas, para impedir la profundización de la revolución en términos sociales. Por ello, la intervención iba dirigida a dividir el frente revolucionario con intereses tribales, étnicos y religiosos. La unidad popular fue quebrantada y no se pudo avanzar hacia caminos anti-neoliberales y anti-capitalistas.”

    “Es importante precisar que la estrategia global de la burguesía no se casa con nacionalismos pero tampoco los desecha. Ella hace análisis de cada caso en particular. Trabaja a largo plazo y usa la complejidad no lineal para defender sus intereses. Es flexible y oportuna.”

    “Cuando los “nacionalismos” son encabezados por alianzas entre fuertes burguesías “nacionales” y elites de trabajadores de sectores estratégicos (centralizados) de la economía de países dependientes (Brasil, Uruguay, Argentina), la burguesía global acepta sin reparos la aplicación de políticas de redistribución parcial de la riqueza mientras no afecten la estructura básica de funcionamiento del capitalismo. Cuando los nacionalismos son liderados por clases subordinadas (trabajadores, campesinos y pequeña-burguesía en proceso de proletarización), los capitalistas planetarios impulsan la política de contención, debilitan sus economías por medio de bloqueos abiertos o camuflados, preparan diferentes formas de intervención y saboteo mientras empoderan a las burguesías locales para recuperar la hegemonía política. Es lo que han hecho en Venezuela, Ecuador y Bolivia, y están logrando resultados.”

    En el mismo sitio (alainet.org ), Matías Caciabue, bajo el título “Cinco “nudos” para la reconstrucción de un gobierno popular” (31/10/2019), entre otras cosas refería:

    “…El desafío, tanto para el próximo gobierno como para las fuerzas populares, estará en resolverlos con una mirada de justicia, soberanía y dignidad.”

    1. Desactivar el triángulo prensa hegemónica, servicios de inteligencia y mafia judicial
    “…Ese triángulo de poder de medios de comunicación, servicios de inteligencia y mafia judicial, apoyada en una ofensiva de trolls en redes sociales, encontró su punto de esplendor en las causas del juez federal Claudio Bonadío y en las maniobras de una decena de fiscales, donde destacan las figuras de Carlos Stornelli y Guillermo Marijuan, todos de públicos y probados vínculos con la embajada estadounidense y la trama del poder institucional angloamericano.”
    “Resolver este nudo no requiere el recitado de los preceptos del republicanismo abstracto, sino la cabal comprensión de las guerras no convencionales, de cuarta y quinta generación, donde las fronteras entre el conflicto y la paz desaparecen, y donde poderosos intereses, bajo una estrategia neoconservadora, buscan instalar en la región lo que el analista francés Thierry Meyssan define como una “geopolítica del caos” –así como ya lo han hecho en Medio Oriente-.”

    2. Neoliberalismo Nunca Más
    “…Las ganancias de los grandes bancos y fondos de inversión, de los oligopolios locales (energéticas y constructoras contratistas del Estado), de las exportadoras de commodities, y de las empresas que controlan las tecnologías de la información, la comunicación y el comercio electrónico, fueron puestas como prioridad de una política económica que implementó una verdadera “acumulación por desposesión”.”

    “Los datos se completan con un escalofriante informe de UNICEF, que afirma que el 48% de los niños, niñas y adolescentes de Argentina son pobres.”

    “…Esta alarmante pobreza solo se comprende si se denuncia su raíz estructural que, para el caso argentino, tiene un origen en la implementación del modelo de valorización financiera que inauguró la dictadura militar en 1976.”

    “Profundizado durante el régimen de convertibilidad, sostenido por la desindustrialización y la entrega del patrimonio público de los años noventa, la valorización financiera se restituyó como modelo económico en un salvaje espiral de “endeudar-fugar-hambrear” en los tiempos de la Alianza Cambiemos.”

    3. Auditar el endeudamiento y reformar las reglas del sistema productivo
    “…En síntesis, sin la potenciación económica de la fuerza social que impugnó el modelo (trabajadores de la economía informal y formal, cooperativas, productores regionales y Pymes), difícilmente se pueda salir de la crisis producida por el capital financiero transnacionalizado, los oligopolios locales, las exportadoras de commodities y la economía TIC (“del conocimiento”).”

    “…La política económica, entonces, deberá estar puesta en beneficio de los sectores que efectivamente derrotaron el proyecto neoliberal, y realizar, de una buena vez por todas, una reforma jurídica e impositiva sobre los sectores del gran capital.”

    4. Relanzar los mecanismos de integración regional (neutralizar la guerra).
    “…En ese sentido, resulta urgente recuperar y acelerar una agenda de integración regional autónoma. Sin un puntapié definitivo a la construcción de un Estado Continental Latinoamericano, todos y cada uno de los pueblos de los países de la región seguirán siendo seriamente amenazados por los intereses del capitalismo globalizado, donde hay entidades financieras que controlan, en activos, los equivalentes al PBI nominal de Brasil, novena economía mundial y principal economía latinoamericana, es decir, 1.8 billones de dólares.”

    “…Finalmente, la inmediata mención a las rebeliones de Chile y Uruguay, el reconocimiento del triunfo electoral de Evo Morales en Bolivia y el pedido público de libertad para Lula Da Silva, que tanto Cristina como Alberto Fernández han hecho desde el escenario del triunfo electoral en el barrio porteño de La Chacarita en la noche del 27 de octubre, han mostrado una audaz voluntad de relanzar un proceso de integración regional autónomo.”

    5. Construir una democracia con protagonismo y participación popular
    “…Al tiempo de la revolución tecnológica en la que estamos inmersos, las democracias corren una gran amenaza. La economía de plataformas, los teléfonos inteligentes y las redes sociales están transformando radicalmente las mediaciones sociales. En palabras del propio Donald Trump en la 74° Asamblea Anual de Naciones Unidas, “una burocracia sin rostro opera en secreto y debilita el régimen democrático”.”

    “En otras palabras, la democracia es una organización social de velocidad analógica que está siendo amenazada por la velocidad digital en la que funciona esta fase del capitalismo globalizado.”

    “A este escenario al que nos empuja la transnacionalización del capital, se suma la total caducidad del diseño jurídico e institucional que Argentina sufre virtud a la Constitución neoliberal de 1994, que ya cumple 25 años de existencia.”
    “El pueblo argentino y sus necesidades terminan siendo verdaderos prisioneros de esta democracia, restrictiva y deliberativa, que bloquea y traba toda posibilidad de transformar positivamente la estructura económico-social de nuestras sociedades.”

    “Un nuevo ciclo político se abre en Argentina. Los nudos y desafíos que se tienen son muchos. Sólo la confianza en lo que la participación popular puede realizar podrá poner al país en un nuevo tiempo económico, social, cultural y político.”

    “Por su parte, los sectores populares organizados, que estuvieron a la cabeza de la fuerza social de oposición política durante el macrismo, deberán construir una agenda propia y avanzar hacia la consolidación de una estructura y una dinámica política que pueda dar respuesta al peligro, siempre presente, de caer en la burocratización y la disociación entre la gestión de políticas públicas y la construcción de poder popular.”

    “En resumen, no se puede pensar la nueva etapa política sin una estrategia de fortalecimiento económico y empoderamiento político de los sectores populares. Las esperanzas de millones de argentinas y argentinos deberán materializarse en una política que, con su participación, garantice márgenes crecientes de dignidad, equidad, solidaridad y justicia social.”

  2. Lujan dice

    Excelente nota y en su títuilo «La busqueda de un Guaidó Andino»… Es ese el objetivo, instalarlo. Frente de Todos y -esperando-un LULA LIBRE, con todo el apoyo a EVO y su pueblo ahora debe ser la misión.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.