La Reja de Larreta

¿La comodidad de los jueces y sus autos de lujo ofensivo o la vida de los chicos cuya escuela fue enrejada?

 

Tras la publicación en El Cohete a la Luna de la denuncia contra la existencia de un estacionamiento trucho montado para los jueces de Comodoro Py, esta semana continuaron las movilizaciones para reclamar por la seguridad de las y los estudiantes del Polo Educativo Mugica. En medio del cruce de notas y presentaciones judiciales, lo más significativo fue la aparición de un escrito de hace dos años que demuestra que el enrejado que aísla a las escuela Primaria y el Jardín de Infantes de la calle Letonia fue propuesto e instalado por el gobierno de la Ciudad que encabeza Horacio Rodríguez Larreta, a instancias de su ministra de Educación, Soledad Acuña.


Mientras docentes, trabajadores judiciales y la comunidad educativa de Retiro continuaron con los reclamos, vio la luz el documento firmado por Acuña donde expresa la decisión de Larreta y su ministra de poner el interés material de los funcionarios de Comodoro Py por encima de la seguridad de niñas, niños y adolescentes de La Banderita.

La misiva fechada el 11 de septiembre de 2017 propone a la Presidenta de la Cámara de Casación Penal la “formalización de un paso que una el estacionamiento de los magistrados con el edificio de Comodoro Py” y la “colocación de un vallado perimetral de obra y control de ingreso a la misma”.

El miércoles, después de volver a movilizarse junto a estudiantes y familias de las escuelas que integran el Polo, la Unión de Trabajadores de la Educación y el Sindicato de Trabajadores Judiciales se presentaron ante el Secretario General de la Cámara Federal de Casación Penal, Juan Manuel Montesano Rebón, para advertir que la reja convierte a los edificios en verdaderas trampas al impedir tanto el ingreso del transporte escolar, los servicios de emergencia o una posible evacuación. Los sindicatos plantearon la necesidad de “tender puentes y sacar el alambrado del conflicto».


“La eliminación de la calle que nos comunicaba y el cerco colocado por el gobierno de la Ciudad vulneran los derechos de los niños, niñas y adolescentes. No sólo violan toda la normativa vigente, sino que además imponen simbólicamente una división inadmisible entre ambas comunidades”, sostuvo la Secretaria Adjunta de SITRAJU RA, Sofía Corradini Sagretti.

 

Con lluvia y sin testigos

Mientras las notas iban y venían, el jueves los guardianes de la reja volvieron a priorizar la integridad de los cero kilómetro de la familia judicial por sobre el bienestar de lxs estudiantes. Los micros dejaron a niñas y niños frente a la puerta del secundario, a la altura del Correo Argentino. Desde allí debieron caminar dos cuadras bajo la lluvia para acceder a sus aulas y salas. Sin la presencia de la prensa, ese día las cosas volvieron a la normalidad y los más pequeños se mojaron. Una vez más.

Un día más tarde salió el sol y también se conoció la respuesta de Comodoro Py. Fue mediante una resolución que sostiene que los autos de sus funcionarios estacionados sobre la calle Letonia descansan, custodiados por personal uniformado y rodeados de un alambrado olímpico coronado con púas, en una fracción del predio que le pertenece al Poder Judicial.

Los Jueces de Casación Liliana Catucci, Diego Barroetaveña, Ángela Ledesma y Eduardo Riggi firmaron una resolución en la que “ponen en conocimiento” del Presidente del Consejo de la Magistratura y del Jefe de Gobierno “los inconvenientes que surgen” a raíz de los reclamos de la comunidad educativa. Un amague de sensibilidad que no alcanzó para ocultar el fondo del texto que sostiene que “la playa de estacionamiento de mención está ubicada dentro de la Manzana 97 del Inmueble de Comodoro Py 2002, perteneciente el Poder Judicial de la Nación». La playa es mía, mía, mía.


El escrito, que desconoce que el área a la que aluden como “playa de estacionamiento” es un tramo de la calle Letonia, nominada inclusive con señalética oficial del Gobierno porteño, incluye una opinión diferente. Se trata de una disidencia planteada por el juez Gustavo Hornos, quien argumenta no tener constancia de las afirmaciones técnicas a las que aluden sus pares. El camarista agrega que debe contemplarse  “el interés superior del niño, el derecho a estudiar y el acceso seguro a la escuela; extensivo a maestros y familiares”.

 

Rodríguez Larreja

“Mientras discutimos si ese espacio es una calle o un estacionamiento, la reja que instaló Horacio Rodríguez Larreta pone en peligro la vida y la seguridad de lxs niñxs”, planteó Angélica Graciano, supervisora de Educación Especial y secretaria de Educación de la UTE.

Graciano indicó que, cada año, los equipos de mitigación de riesgos y emergencias del gobierno de la Ciudad recorren las escuelas para recordar a las conducciones que, en caso de haber algún vehículo la zona exclusiva de ascenso y descenso, frente a cada institución, deben solicitar su remoción inmediata para evitar que se dificulte, por ejemplo, la llegada de una ambulancia. “Si está previsto que un auto puede ser un obstáculo ante una emergencia, imaginemos el peligro que puede representar un alambrado de 200 metros de extensión”, alertó.

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

1 comentario
  1. Claudio A. Rapoport dice

    Una verdadera vergüenza.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.