Los nuevos cruzados de Bolivia

El rol en el golpe de la Unión Juvenil Cruceñista, una organización paramilitar de la oligarquía

En el pecho del golpista Luis Fernando “Macho” Camacho, a la altura del corazón, hay una cruz potenzada color verde. Es el escudo de la Unión Juvenil Cruceñista, una organización paramilitar de la oligarquía boliviana, racista, separatista y anticomunista, con vínculos que se remontan al franquismo y llegan hasta los grupos neonazis que proliferan en Europa oriental, pasando por el torturador de la Gestapo Klaus Barbie, y que desde hace más de seis décadas opera en Santa Cruz de la Sierra.

Camacho y su cruz.

La UJC fue fundada en 1957 en el marco de un sanguinario enfrentamiento entre Santa Cruz y el Estado central por las regalías de la explotación de hidrocarburos. Ese conflicto recorrió toda su historia y en el siglo XXI esta fuerza de choque se ha transformado en la punta de lanza de los sectores autonomistas que promovieron y protagonizaron dos golpes de Estado contra Evo Morales, motorizados, como entonces, por el reclamo de una mayor participación en las ganancias del petróleo y el gas.

El hombre de la cruz, que ingresó al Palacio del Quemado con una Biblia en la mano consumando así el derrocamiento de Evo Morales, es heredero de una de las familias que usufructuaba el negocio gasífero hasta su nacionalización por parte del propio Morales. Durante los meses previos al golpe, en reuniones con inversores y diplomáticos extranjeros, Camacho anticipaba las prioridades del nuevo gobierno: entre otras, reprivatizar esas empresas. Ya hay un borrador de la propuesta en el escritorio de la senadora Jeanine Áñez.

La Unión fue protagonista del alzamiento armado contra Morales desde antes de que saliera a la luz. Por lo menos a partir del mes de mayo existe registro de que Camacho participó de negociaciones con actores políticos locales y extranjeros, fuerzas de seguridad y militares, buscando apoyo. En simultáneo, los grupos de choque cruceñistas aumentaron la frecuencia y la intensidad de sus ataques a locales del MAS y domicilios particulares de dirigentes y militantes del partido de gobierno. La maquinaria golpista ya estaba en marcha.

Algunas llamativas coincidencias cronológicas dan cuenta de la premeditación. Los cruceñistas abrieron sus cuentas en Twitter y en Instagram de manera simultánea el 17 de octubre pasado, apenas tres días antes de las elecciones que marcaron la señal de largada para el golpe. En 2008, en vísperas también de la asonada separatista, se habían creado las entradas en Wikipedia de la UJC y del Comité Pro Santa Cruz, rama política del mismo movimiento. Cambian las tecnologías, no las mañas.

En un documental de poco más de veinte minutos que aparece en las redes como presentación, la Unión se define como “el instrumento de lucha” y “el brazo de acero” del Comité en su cruzada contra las “fuerzas del mal”. En los minutos finales se ven escenas de la formación paramilitar de sus miembros. Otro video que subieron, ya publicado en El Cohete a la Luna la semana pasada, los muestra realizando el saludo fascista con el brazo derecho extendido.

La UJC recluta varones cruceños de entre 17 y 36 años de edad. Se jactan de contar con 80.000 miembros. Camacho fue el vicepresidente más joven de la organización, a la edad de 23. Permaneció en el cargo solamente por dos años y luego siguió su carrera política en el Comité, aunque desde entonces permaneció como conductor político de la juventud. Otra curiosidad temporal: su llegada al poder, en 2002, coincide con el comienzo de la etapa de radicalización separatista de la elite local, que concluiría en el golpe de 2008.

La historia de Camacho tiene algunos puntos de contacto con la de Juan Guaidó, el diputado venezolano que se arroga la presidencia de ese país. En una nota del portal The Grayzone, los periodistas Max Blumenthal y Ben Norton lo destacan: “Al igual que Guaidó, a quien más del 80 por ciento de los venezolanos no conocía antes de que fuera apuntado por el gobierno de Estados Unidos como supuesto ‘Presidente’, Camacho era una figura desconocida en Bolivia hasta el intento de golpe”.

Sin embargo, en otros aspectos, la comparación más acertada sería con Henrique Capriles o Leopoldo López, como Camacho herederos de una familia tradicional y poseedores de enormes fortunas. Los tres comparten, además, los métodos violentos, el poco apego a la democracia y el look del buen golpista sudamericano: chomba y gorro de baseball. A ese combo, en el caso boliviano hay que sumarle un fuerte componente racista, que no es novedoso en la convulsionada historia el movimiento “cívico” en el oriente boliviano.

Detrás de la quema de Whipalas hay una tradición añeja de odio racial y de clase. El fundador de la UJC fue Carlos Valverde Barbery, líder de la Falange Socialista Boliviana, un grupo nacionalista creado en la década del ’30 a imagen y semejanza de las brigadas franquistas en España. Ya en el ocaso de su vida, Valverde Barbery terminaría siendo ministro de Salud del dictador Hugo Banzer, hasta que fue detenido por Interpol en el Aeropuerto de El Alto en posesión de un maletín lleno de cocaína. La rama chilena de la Falange, encabezada por el senador Jaime Guzmán, fue responsable de la Constitución pinochetista, que hoy el pueblo chileno exige derogar.

La Falange contó entre los suyos al célebre Klaus Barbie, que llegó a Bolivia en 1955 con una identidad falsa y salvoconducto de la CIA. El ex Gestapo permanecería en La Paz casi tres décadas y sería protagonista de los golpes de Estado de Banzer (en 1971) y de Luis García Meza Tejada (en 1980). Por la misma vía, facilitada por el gobierno de Estados Unidos, se refugiaron en el país varios miembros del grupo nazicroata Ustacha. Eligieron para radicarse la ciudad de Santa Cruz de la Sierra y pronto se sintieron a gusto en el Comité.

Un miembro destacado de esta colectividad es Branko Marinkovic, empresario oleaginoso  y terrateniente que apadrinó a Camacho a lo largo de toda su carrera. Sus trayectorias son paralelas: Marinkovic comenzó a financiar e involucrarse en los grupos separatistas cruceños luego de que Morales expropiara parte de sus tierras en el marco de la reforma agraria. Sus planes, a partir de entonces, apuntaron a reeditar en Santa Cruz la pelea de sus ancestros croatas para separarse del resto de Yugoslavia.

Branko Marinkovic.

Marinkovic ha negado en varias entrevistas que su familia hubiera colaborado con los alemanes y ha llegado a asegurar que su padre fue un partisano que combatió a los invasores. Un documento de la agencia de inteligencia privada Stratfor, filtrado por Wikileaks, advierte sin embargo que probablemente “sus padres son primera generación” de inmigrantes que “fueron simpatizantes de la Ustacha (es decir: nazis) y huyeron del régimen comunista de Tito después de la Segunda Guerra Mundial”.

Cuando Morales llegó a Presidente y comenzó con sus planes de nacionalización, en 2006, Marinkovic se puso al frente de la resistencia. Ya por entonces, en una nota a medios locales, el empresario advertía que “la reforma de la tierra puede llevar a una guerra civil”. Consumada la expropiación, se dedicó a volver realidad su pronóstico. Para 2008, Marinkovic pasó a ocupar la presidencia del Comité Pro Santa Cruz y dio comienzo a los planes separatistas. Como ahora, el puntapié inicial fue una elección. La madre de Marinkovich y el padre de Camacho son socios en una offshore registrada en Panamá por el estudio Mosack Fonseca.

El 10 de agosto hubo un referendo revocatorio de la autoridad del Presidente Morales y de los prefectos departamentales que habían tensado la relación con el gobierno central al proclamar unilateralmente la autonomía. Tanto el mandatario nacional como la mayoría de los gobernadores fueron ratificados. Nueve días más tarde estallaron las protestas en la llamada Media Luna de Oriente, los estados hidrocarburíferos de Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija. La guerra civil de Marinkovic estaba en marcha.

Durante un mes, las fuerzas paramilitares como la UJC fueron la vanguardia del golpe: intervinieron en el sabotaje del oleoducto de Tarija, tomaron la planta de gas de Vuelta Grande, ocuparon edificios gubernamentales, atacaron a funcionarios, emboscaron manifestaciones de apoyo al gobierno y desataron pogroms contra la población indígena local. Todavía se desconoce la cantidad de muertos exacta que causaron estos grupos de choque. Cientos de bolivianos y bolivianas aún permanecen desaparecidos.

El golpe fue sofocado a mediados de septiembre. Siete meses más tarde, la policía boliviana desbarató un plan para asesinar a Morales. Los ejecutores eran cinco mercenarios europeos vinculados a grupos neonazis: el líder del grupo era un ex periodista de izquierda de origen húngaro-boliviano, Eduardo Rosza-Flores, que terminó en las filas del Opus Dei y con nacionalidad croata en reconocimiento de los servicios que brindó en la guerra de los Balcanes. Su nombre en clave durante la operación era “Franco”.

La investigación posterior determinó que el asesinato frustrado tenía dos terminales. En el exterior, el contacto de Rosza-Flores era Itsvan Belovai, “un ex oficial de inteligencia del ejército húngaro que actuaba como doble agente de la CIA”, según Blumenthal y Norton. Dentro de Bolivia, según determinó la Justicia, los que se encargaron de financiar el atentado fueron el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, y su amigo y socio en negocios agropecuarios, además de titular del Comité: nada menos que el propio Marinkovic.

Para no afrontar las consecuencias de esa investigación judicial, Marinkovic huyó de Bolivia hacia los Estados Unidos, más precisamente el estado de Texas, donde había pasado tiempo en su juventud como estudiante. Allí fue asilado de manera temporal hasta que decidió volver a Brasil, donde estableció un vínculo personal y político con el entonces diputado Jair Bolsonaro. En su ausencia, Luis Camacho fue su hombre en Santa Cruz, tramando durante años hasta encontrar el momento adecuado para ejecutar su plan.

El objetivo era triple: deshacerse de Morales, recuperar sus tierras y regresar a su país. El ascenso de Bolsonaro al poder abrió la ventana de oportunidad. La necesidad de frenar un reflujo populista, ante el triunfo del peronismo en la Argentina y la libertad de Lula en Brasil, propició un apoyo sin dobleces del Departamento de Estado. La región, en llamas, proveyó un escenario adecuado. Como en 2008, otra vez fueron unas elecciones la excusa elegida para poner en marcha la etapa final del golpe.

El miércoles pasado Branko Marinkovic puso fin a su exilio y regresó a Santa Cruz. El mismo día, el Partido Demócrata Cristiano anunció su candidatura como gobernador. “No es momento de candidaturas, es más bien el de terminar de rescatar la democracia, que todavía está amenazada por la violencia incitada por el líder narco-cocalero Evo Morales”, declinó. Quien sí prepara su postulación presidencial para las próximas elecciones, con Morales proscripto, es Camacho, el hombre de la cruz.

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

16 Comentarios
  1. Luis Vera dice

    Estupido comunacho hijo de una volquetada de mil putas.
    En Bolivia 2o episodio de eliminación comunista:
    Quieren mas? Envien a sus cocainomanos faloperos de la UBA para que los hagamos mechero humano y los enterremos en nuestra hermosa Amazonia.

  2. Ricardo dice

    Gran artículo, la verdad que a los que somos de fuera nos cuesta seguir todo lo que está pasando, pero sin duda, artículos como este ayudan.

  3. María dice

    Una gran mentira. El hermano de Linera y Morales armaron todo eso del atentado…. Pronto serán juzgados

  4. Wilfrido Triviño Olivares dice

    ¡QUÉ VIVA EVO MORALES, CARAJO!

  5. Adelita dice

    Excelente articulo, gracias por compartirlo.

  6. Antonio dice

    Solo lei hasta el 3er parrafo por tanta barrabasada que escribe, zurdo trasnochado que ni siquiera se da el trabajo de venir a Bolivia a verificar lo que le cuentan. Se inventan de todo con tal de justificar a Evo drogales.
    La salida de Evo fue propiciada por un paro civico de 21 dias, por ej. para tu conocimiento Santa Cruz tiene casi 3 millones de habitantes y por lo menos el 80% apoyo el paro para la salida de Evo cuando fue evidente el FRAUDE cometido. Monto un teatro para renunciar y volver a los 2 dias, pero el teatrito se le vino abajo.
    Este Nicolas que escribe no tiene ni la mas minima Put4 idea de lo que escribe, en 14 años robaron un monton y no hizo nada por los pobres , hizo estadios para 15000 personas donde viven 2000, hizo aeropuerto internacional donde solo sales aviones con cocaina, Lantos es un bolu que seguramente cobra muy bien pero que no verifica ni lee nada, hay cientos de medios donde se puede verificar todas las barbaridades de Evo.
    En Mexico muestra mentiras y aun le dan palestra … mierd… que es grande el aparato propagandistico de los progres y zurdos trasnochados a nivel mundial.
    Como sera de mentiroso Evo que la semana pasada mostro un video de los supuestos abusos de la policia en Bolivia, como seran de bestias quienes montan tales mentiras que usaron un video de abusos policiales que realmente sucedieron en MEXICO el 2013 !!!!

    Dejense de Jod.. y verdaderamente trabajen..!!!

  7. Rodolfo dice

    Increíble como manipulan la historia y la información para crear artículos tan absurdos, ya voy leyendo un montón de esta página y la conclusión a la que llego es que son un montón de ignorantes que aplauden como focas a cualquier estupidez que se publica en esta página.

    1. Wilfrido Triviño Olivares dice

      ¡QUÉ VIVA EVO MORALES, CARAJO!

  8. Alfredo Furlani dice

    Una acotación. La cruz que usa la Unión Juvenil Cruceñista es la «Cruz Potenzada», de los Caballeros Templarios. La semejanza morfológica de su bandera con la de los nazis es muy significativa. Cambian tan sólo los colores del campo (verde en lugar de rojo) y de la cruz (verde en lugar de negro).

    1. rodolfo dice

      La ignorancia es atrevida, esa cruz es el máximo símbolo del departamento de Santa Cruz, tiene su respectiva historia, es parte del escudo de Santa Cruz. Infórmense antes de hablar, este artículo es una estupidez. Me cansé de leer artículos en esta página donde hablan un montón de pendejadas sobre Bolivia, personas que en su puta vida han vivido en mi país. Son unos impresentables.

  9. Claudio A. Rapoport dice

    Excelente investigación.
    Por favor, que gente siniestra !.

  10. Luis Juan dice

    Estimado Nicolás:

    Excelente crónica.

    Si me permite, una digresión:

    “El plan Colombia y su extensión en América Latina” es el título del encabezado del capítulo 3 del libro “Las tropas norteamericanas y la geografía del saqueo: América Latina, Mercosur y Paraguay en la mira” (biblioteca.clacso.edu.ar) del año 2005, donde se prologa:

    “América Latina significa para los intereses estadounidenses la posibilidad de asegurar su hegemonía en las próximas décadas. Para el sostenimiento de esta hegemonía éstos han planificado una geoestrategia orientada hacia la apropiación de recursos naturales y al sostenimiento de condiciones jurídico-políticas favorables a la acumulación de capital, garantizando una elevada tasa de beneficio para sus empresas.”

    “En el marco de esta geoestrategia se han desarrollado planes que logran vincular todos los ámbitos de la sociedad. Los planes que se han desarrollado, principalmente en países como México y Colombia, están encaminados a implementar un control territorial en países donde hay una gran abundancia de recursos naturales y donde existen procesos de lucha social que buscan detener o modificar la geoestrategia del imperialismo. Esta geoestrategia se legitima a través de la lucha contra el narcotráfico, en un principio y ahora con el terrorismo, estos dos fenómenos sirven como excusa a los Estados Unidos para expandir sus planes en toda Latinoamérica.”

    “El Plan Colombia, es el plan que en nuestro continente tiene mas repercusiones, en tanto se ha convertido en la punta de lanza para la intervención militar de EE.UU. en los otros países de la región andina y en el modelo a seguir en los países del MERCOSUR. El Plan Colombia nació en ingles como “Plan for peace, prosperity and strengthening of the state” (Plan para la paz, la prosperidad y el fortalecimiento del Estado), surge como una iniciativa de senadores norteamericanos y se convierte en el plan de desarrollo nacional del Presidente de Colombia, Andrés Pastrana (1998-2002) con el supuesto objetivo de combatir el narcotráfico.”

    “En realidad el Plan Colombia es un plan piloto para probar y ejercitar los pilares básicos de la geoestrategia de dominación que implementa Estados Unidos sobre el continente latinoamericano. Esta «iniciativa» norteamericana constituye otra de las tenazas a través de la cual el imperialismo impone su fuerza en los territorios y población de América Latina”

    “¿Cuáles son los componentes del plan Colombia?¿Qué elementos de intervención combina? ¿Cómo se legitima la expansión y militarización de los países a nivel tanto de gobiernos como de población? ¿Qué relación existe entre los planes económicos como el ALCA y los planes militares?¿Qué consecuencias tiene en los procesos de lucha social la expansión de estos planes? Son algunos de los interrogantes que se deben resolver para poder actuar frente a la expansión de este plan de recolonización.”

    “En los siguientes documentos se esboza cada uno de estos interrogantes. En el documento de Luis Alberto Da Matta, El Plan Colombia: Desafío neoliberal en América Latina, la tesis central es que el Plan Colombia es “un programa neoliberal que combina intervencionismo político, económico y militar, pero que se presenta como un plan humanitario para defender la democracia y salvar al mundo de las amenazas del narcotráfico y el “terrorismo”. Este primer documento pone énfasis en cómo éste opera en Colombia y cuáles son sus componentes, militar, político y social; al respecto plantea que el propósito del plan Colombia “es el de intervenir en el conflicto social y político interno, con el fin de imponer y favorecer a importantes transnacionales del petróleo y del carbón, facilitar la privatización de las principales empresas estatales, proteger a los terratenientes y apoderarse sin impedimento alguno de las riquezas de la Amazonia”.”

    “El segundo y tercer documento, La guerra del agua en el plan Colombia, de Stella Calloni y La nueva estrategia regional, de Manuel Freytas, realizan un análisis de cómo el Plan Colombia se expande a toda América instalando bases militares en lugares estratégicos, donde se encuentran recursos naturales y hay una fuerte movilización social que se opone a los dictámenes de los EE.UU.”

    “En el documento de Calloni se hace énfasis en la importancia del agua y del Acuífero Guaraní, ubicado en la Triple Frontera, para los intereses de los EE.UU. La forma en como los EE.UU. está legitimando su intervención y ocultando sus verdaderos intereses, es a través de una supuesta ubicación en esa zona de células terroristas. En este sentido, se abre la posibilidad de que los países que componen la triple frontera se constituyan en aliados de la “guerra contra el terrorismo”, expandiendo planes similares al Plan Colombia en la región del MERCOSUR.”

    “El tercer documento, La nueva estrategia regional desarrolla en general, las ideas mencionadas anteriormente, no obstante añade un elemento importante dentro la geoestrategia de dominación: la guerra sicológica que EE.UU. por intermedio de los medios de comunicación y sus organismos de inteligencia, difunden el miedo en las poblaciones, creando supuestas amenazas terroristas, legitimando así su intervención posibilitando el control y dominación de los territorios.”

    “Por ultimo, hay que tener en cuenta que la injerencia política y militar de los EE.UU. en América Latina apunta a amedrentar a los pueblos y a buscar un reposicionamiento geoestratégico en la región ante el creciente descontento popular que despiertan las políticas neoliberales.”

    Luis Alberto Da Matta Aldana, bajo el título “El plan Colombia, desafío neoliberal contra América latina”, escribe lo siguiente:

    “El Plan Colombia es la más integral y genuina manifestación del capitalismo contemporáneo. Es un programa neoliberal que combina intervencionismo político, económico y militar, pero que hábilmente se presenta como un plan humanitario para defender la democracia y salvar al mundo de una amenaza, que en este caso es el narcotráfico y el “terrorismo”.”

    “Es la lógica perversa sobre la cual se pretende sustentar su validez, encubriendo en forma tramposa las intenciones belicistas y financieras de los norteamericanos amangualados con la oligarquía colombiana. Los sectores poderosos, de por sí, ligados al gran capital en ambos países, apuestan a la derrota política y militar del movimiento popular de oposición, y en particular buscan doblegar a la insurgencia guerrillera. El propósito de Estados Unidos con el Plan Colombia, es el de intervenir en el conflicto social y político interno, para imponer y favorecer a importantes transnacionales del petróleo y del carbón, facilitar la privatización de las principales empresas estatales especialmente en los sectores de salud, educación y comunicaciones, proteger a los terratenientes empeñados en el desarrollo agroindustrial y ganadero, y principalmente, apoderarse sin impedimento alguno de las enormes riquezas de la Amazonia.”

    “La injerencia política y militar yanqui en Colombia apunta, además, a amedrentar a los pueblos de América Latina. Estados Unidos busca un reposicionamiento geoestratégico en la región, ante el creciente descontento popular que despierta las políticas neoliberales en Ecuador, Perú, Brasil, y Panamá. Así mismo, los norteamericanos observan con inocultable desagrado el proceso de cambios sociales y políticos que vive Venezuela, proceso al que acusan tendenciosamente las elites colombianas de tener una aproximación ideológica y política con las FARC-EP (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo).”

    “El Plan Colombia constituye un grave riesgo para las luchas populares en América Latina. Horacio Serpa, un connotado y corrupto político colombiano (ex candidato presidencial), propuso en reunión con militares y diplomáticos estadounidenses, que este Plan debería tener alcances en toda la región Andina y Amazónica. Posturas como ésta no se pueden ignorar. Nuestro país se enfrasca en una gigantesca carrera armamentista sin precedentes en la región. En la actualidad hacen presencia permanente en territorio colombiano al menos 400 «asesores» norteamericanos, y para nadie es un secreto que decenas de ellos son mercenarios, entrenados en conflictos padecidos por África, el golfo Pérsico y los Balcanes.”

    “No obstante la nueva modalidad de intervención gringa, no contempla en principio el desembarco directo de sus tropas. A cambio, el ejército y la policía colombianos se transforman aceleradamente en una poderosa máquina de guerra. El 80% de la primera parte de «ayuda» norteamericana (unos 1300 millones de dólares) está representada en sofisticados radares, aviones espía, 30 helicópteros de guerra Black Hawk y 75 Huey UH1H reartillados, entrenamiento y financiación de 5 nuevos batallones hasta alcanzar 52.000 soldados profesionales que se sumarán a más de 150.000 efectivos existentes, para un total cercano a 320.000 personas vinculadas a cuestiones militares, de inteligencia y seguridad.”

    “No es un juego. América Latina debe preocuparse seriamente. EE.UU. reconstruye un escenario de nueva guerra fría, en el que Colombia podría convertirse en cabeza de playa para una futura agresión norteamericana a Venezuela.”

    1. Pedro Reig dice

      Afortunadamente EEUU pasa por una gran depresión evonomica-militar y un Juicio Político a un Trump decadente y autoritario. Clinton fogonea la conquista de Latinoamérica pero, internamente, su ala militar observa con no poca preocupación el avance Chino-Ruso. Sus organismos ONU y OEA son manifiestamente títeres estadounidenses, como la OTAN . Y la misma CIDDH actúa con indiferencia ante los reclamos en Haití, Ecuador, Paraguay, Brasil, Chile y Bolivia. La CIA alimenta erosionar a China en Hong Kong pero, a la vez, Corea e Irán establecen una coordinación politico-militar para alterar todo Medio Oriente contra Norteamérica. El juicio al Primer Ministro israelí no es una casualidad. Japón, como es su costumbre, observa.
      Europa, manejada por una derecha inconsistente, vive el Brexit con incertidumbre y los movimientos separatistas crecen y crecen hasta golpear (por ahora son indicios) al Merkelismo, una Cancillería que no es criticada por llevar casi 16 años de iniciadas política. Y a Chávez en Venezuela, a Evo en Bolivia y a los Kirchner en Argentina se los invalidó por su «perpetuidad», con la colaboración de medios y parte de la población, que viene bien calificar de apátrida y entregadora. EEUU tiene un déficit fiscal IMPRESIONANTE del que no puede aislarse. Para peor está gobernado por un empresario. Y sabemos cómo piensan los empresarios. Chile y Bolivia junto a Haití, Cuba, Nicaragua, Ecuador, Paraguay, Brasil, Colombia, Venezuela y Uruguay han cedido su soberanía. Geopolíticamente Argentina debería seguir igual destino porque hay enemigos de adentro (los hacendados haraganes mal acostumbrados y los «aspirantes a» que juegan contra la Patria). A cambio de más y más privilegios.
      Ahora el populismo Fernandista tiene la palabra.
      Yo no me pienso entregar quedándome de brazos cruzados. Y buena parte de la militancia tampoco.
      Tengo familia y amigos en el Mundo y, día tras día, comunico qué pasa en Latinoamérica.
      Es una forma de combatir.
      Hagámoslo costumbre.
      «Argentina será libre o no será». Mosconi, Patriota.

  11. Mimicha dice

    Excelente documento. Sinceramente estamos al horno, no por los que persiguen el poder a toda costa, los fundamentalistas y ambiciosos genocidas de siempre, el problema està en la penetraciòn cultural que han sufrido los Pueblos, a travès de la impregnaciòn cerebral mediàtica, por lo que adhieren a cualquier plan que huela a «populismos» lo llaman, «dictaduras», «corrupción» y asì contribuyen a malograr el màs genuino derecho de los Patria Grande que es el Derecho a la Vida y ser Felices en su propia tierra !

  12. Augusto Parma dice

    Suerte que nosotros tenemos a los patriotas Eduardo Amadeo, Patricia Bullrich y al hombre-planta Bergman que no serían capaces de permitir ningún atropello del imperio….. jajaja… ven la bandera norteamericana, inglesa o israelita y lloran de emoción les HDP….

  13. Alejandro dice

    El artículo está muy bien documentado. Excelente.

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.