Mujeres con bolsillos llenos de deudas

Anses suspendió o reprogramó el pago de 1,5 millones de Asignaciones Universales por Hijo

 

Una mujer va a cobrar la Asignación Universal por Hijo como cada mes, llega al banco y le dicen que no, acá no es. Saca turno en la ANSES para averiguar qué pasó. Cuando al fin le toca le dicen que no tienen idea, que van a averiguar. Todos con cara de póker, nadie sabe bien cómo resolver el desbarajuste que provocó el Sistema CUNA. Ni los empleados ni las madres fueron informadas de los cambios. Durante agosto el gobierno reprogramó y suspendió el pago de asignaciones familiares de cientos de miles de niños, niñas y adolescentes y personas con discapacidad. Y nadie sabe cómo sigue. Mientras tanto, la mujer vuelve a su casa con las manos vacías y el bolsillo lleno de deudas.

“Nos enteramos antes por los empleados de ANSES que por las madres”, cuenta Luana Volnovich, diputada nacional y candidata por el Frente de Todxs, que presentó un amparo colectivo ante las denuncias de falta de pagos de asignaciones familiares por parte del Gobierno de Mauricio Macri. «Ante los numerosos reclamos que nos llegan de mamás desesperadas porque no cobran la Asignación Universal por Hijo (AUH) ni otras asignaciones familiares, presentamos junto a la Asociación Civil Nace un Derecho y  abogado Miguel Ángel Fernández Pastor un amparo colectivo contra el sistema CUNA de ANSES».

“Atrás de la Argentina de los grandes números, de las LELIQs, del reperfilamiento y los dólares, hay una pequeña Argentina que está pensando cómo afrontar el día de mañana. Son las mamás de la AUH, que dependen de la asignación para afrontar la alimentación de sus hijos”, comenta la diputada a El Cohete A La Luna. 

Los 2100 pesos mensuales por hijx que otorga la ANSES no alcanzan a cubrir los gastos básicos. Las movilidades no se ajustan a la inflación y como si fuera poco, durante el mes de agosto, luego del impacto en los precios de la crisis financiera que sucedió a las PASO, muchas mamás fueron a la ANSES y no les pagaron. “Hacen las cosas sin ningún cuidado por el otro”. 

¿Por qué pasó esto? El sistema CUNA es una aplicación que combina los mecanismos de liquidación de los sistemas anteriores para agilizar el pago de los beneficiarios. Es un recambio tecnológico bienintencionado que reordena dónde y cuándo se cobran las asignaciones y pensiones. Lo que ocurrió es que las y los beneficiarios se enteraron de los cambios cuando iban a intentar cobrar. Ni los empleados de ANSES tenían un protocolo acerca de cómo informar los cambios para facilitar los pagos.

“En una situación de crisis y desesperación como esta no pueden haber errores administrativos. Calculamos un millón y medio de beneficiarias que vieron retrasados o suspendidos sus pagos. Están violando el derecho de los pibes, no de los grandes. Por eso presentamos un amparo, para que se les pague ya a todos e informen el impacto real”, agregó Volnovich.

 

 

“Veinte días sin cobrar es una tragedia en una población endeudada hasta la médula”, destaca la diputada. En el mismo sentido apunta la economista del Centro de Economía Política (CEPA), Julia Strada: “El 97% de quienes cobran AUH son mujeres, y el 92% sacaron un crédito por 4,5 veces el ingreso de la AUH”. Para una mujer endeudada, retrasar el cobro del ingreso que destina para la alimentación diaria “es un descuido muy grave”. 

Las beneficiarias de la AUH tienen un promedio de 1,6 hijos por mujer, se trata de un ingreso de un poco más de 4243 por madre, en promedio. A ellas se les ofrecen créditos personales desde abril de 2019. Desde entonces hasta junio se otorgaron 3.600.000 créditos solamente para AUH. Los montos para créditos de AUH son hasta 12.000 pesos con un plazo máximo de 36 meses. Es decir que una madre que cobra 2100 por mes para su hijo, saca un crédito de 12.000 y a lo largo de 3 años debe devolver a ANSES los 12.000 más 9637 pesos. “En este contexto, los 1000 pesos que anunció el Gobierno después de las PASO no alcanzan para nada”, dice Strada. Y la demora en pagos que provocó el sistema CUNA lo empeora todo.

El endeudamiento de las mujeres aumentó exponencialmente. “Las mujeres están en un 92% endeudadas, las más endeudadas de toda la seguridad social”, asegura Strada siguiendo un informe de CEPA. Si la AUH permitía cierta autonomía económica, con el endeudamiento “pasan a depender nuevamente del varón que provee. La AUH te dio autonomía pero el endeudamiento vuelve a someterte”, reflexiona Strada y agrega que “la quita de la cuota del crédito es compulsiva”.

La diputada Luana Volnovich no se sorprende: “Este es el gobierno que sacó las moratorias previsionales. El 86% de las mujeres nos jubilamos con las moratorias, es el gobierno más machista y retrógrado. Las mujeres somos las más golpeadas por el trabajo informal, la manteca tiene alarma en los supermercados, los pibes consumen menos leche, no hay margen para un error administrativo como este”.

 

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.