Pizzería Google

-¿Hola, con la pizzería Apicciafuoco? 

– No señor, con Google Pizza.

– Perdón, me equivoqué de número.

– No señor, Google compró la pizzería.

– Ah, bueno, ¿me toma el pedido?

– ¿Lo de siempre?

– ¿Lo de siempre? ¿Nos conocemos?

– Según el identificador de llamadas, las últimas doce veces que llamó, pidió doble muzzarela, con jamón.

 – Eso.

-¿ Puedo sugerirle esta vez de ricota, espinaca y tomates secos?

-No, ¡odio los vegetales!

– Pero tiene el colesterol muy alto.

-¿Usted qué sabe?

– Tenemos los resultados de sus análisis de sangre de los últimos cinco años.

– Pero ahora estoy medicado.

– No está tomando el remedio regularmente. En los últimos cuatro meses sólo compró un envase de 30 comprimidos en la farmacia del hospital.

– Compré más en otra farmacia.

– No figura en su tarjeta de crédito.

– Porque pagué al contado.

– Según su resumen de cuenta del banco no retiró dinero suficiente para eso.

– Tengo otros ingresos.

– No lo veo en su declaración de impuestos. ¿Provino de una fuente no declarada de ingresos?

– ¡Ya basta, estoy harto de Google, Facebook, Twitter y What’s App. Me voy a ir a una isla del Caribe, sin Internet, donde no haya señal de celular y nadie me espíe.

– Entiendo, señor, pero su pasaporte venció hace un mes.

3 Comentarios
  1. cesar javier aimone dice

    Genial !

  2. Zelmira dice

    Gracias por oxigenar nuestras vidas en estos tiempos oscuros, nefastos y felicitaciones por esta gran idea y poder seguir comunicándonos y nutriéndonos con la inteligencia y valentía de nuestro querido Horacio Vervitski. Zelmira Bettoni.

  3. fidel dice

    a eso vamos, big data

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.