Togas al Consejo

El oficialismo ganó una banca pese a la cosecha de votos opositora

 

Las elecciones del martes para integrar el Consejo de la Magistratura arrojaron una paradoja: aunque la oposición cosechó más votos, el oficialismo ganó una banca. Tanto entre los profesionales del derecho como entre los jueces ganaron las listas opositoras, encabezadas por Miguel Piedecasas y por el camarista Diego Barroetaveña respectivamente. Pero quien festejaba era el kirchnerista Héctor Recalde. Es que el laboralista ingresará en representación de los abogados y, ya en sus primeras declaraciones, criticó que el cuerpo “no se haya pronunciado contra el armado de causas y el lawfare”.

 

 

Un largo camino

Como ya saben los lectores de El Cohete, la Corte Suprema copó el Consejo de la Magistratura en un intento por conducirlo, con lo cual debió invadir una prerrogativa de otro poder, el Legislativo. Derogó de hecho una ley para reponer la anterior, que le permitía al titular de la Corte (Horacio Rosatti) presidir el cuerpo que designa jueces. Aquella norma también disponía que los integrantes no fueran 13 sino 20. Así que hubo que elegir a quienes ocuparían esas bancas de forma interina hasta definir la composición de los siguientes cuatro años. Después de la elección de abril, para completar un periodo de seis meses, se llegó a la de este martes para elegir a los cuatro abogados y los cuatro jueces con mandato completo hasta 2026.

 

 

Sr. Juez

Los magistrados no alteraron su composición, pues cada espacio renovó las bancas que tenía. Estos son los resultados publicados por la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN):

  • La Lista Bordó, ganadora con 286 votos, ingresó a los consejeros Diego Barroetaveña (en reemplazo de Ricardo Recondo) y Agustina Díaz Cordero (reelecta).
  • La lista Celeste, con 230 sufragios, reeligió al oficialista Alberto Lugones (a quien secundaba María Pilar Rebaudi Basavilbaso).
  • La de “Compromiso Judicial”, con 163 escaños, reemplazará a Juan Manuel Culotta por María Alejandra Provítola (quien seguía a Eduardo Machín, críticos al gobierno).

 

 

Uno por uno

Diego Barroetaveña.

 

Barroetaveña llegó a la Cámara Federal de Casación Penal el 6 de julio de 2018, en pleno macrismo. Integra la Sala 1, que confirmó la figura de asociación ilícita contra Cristina Fernández en causas como las del Memorándum con Irán, Hotesur-Los Sauces y Vialidad. Y también integra la lista que desde hace dos décadas gana las elecciones del Consejo y de la Asociación de Magistrados.

 

Agustina Díaz Cordero.

 

Díaz Cordero es hija de María Lilia Gómez Alonso, ex titular de la Asociación de Magistrados y de la Sala B de la Cámara Comercial, desde donde manejaba la causa por la deuda del clan Macri al Correo. Fue asesora de Germán Garavano, ministro de Justicia de Macri, y fue nombrada el 27 de abril de 2018 en el Juzgado Civil 23. Esta semana revalidó su ingreso “interino” de abril.

 

Alberto Lugones.

 

Lugones, camarista de San Martín, vota junto al oficialismo. Ha sido crítico del rol de Rosatti y del parate para concursar los lugares que por mandato macrista ocupan Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi. Resistió los intentos de “Compromiso Judicial” de impugnar su candidatura, avalada por la Cámara Electoral en la semana previa a la elección.

 

María Alejandra Provítola.

 

Provítola, jueza penal en la Ciudad de Buenos Aires, fue secretaria en la fiscalía de Carlos Stornelli y también durante su gestión como ministro de Seguridad bonaerense (2007-2010). Su lista está integrada por Bertuzzi y Bruglia. Ingresa antes que Eduardo Machín (presidente de la Cámara Comercial) para cumplir con la paridad de género, aunque era segunda en su lista.

 

 

En defensa propia

La elección entre abogados, con un padrón de 167.417 habilitados, fue la que generó mayor interés. Votaron más de 36.000 profesionales, lo que significa casi al 22% del padrón. Poco más de la mitad del total corresponden a las dos Buenos Aires, en proporciones equivalentes.

Los cambiemitas renovaban las bancas de Carlos Matterson, Diego Marías y Jimena de la Torre, pero no llegaron al 52%, por lo que se quedaron con dos. La que perdieron fue ganada por Recalde. El resultado fue:

  • Lista 3 “Abogacía por una Justicia Independiente” (49,4%), con Miguel Piedecasas (UCR) y Jimena de la Torre (PRO). Se quedó con las ganas Juan Pablo Zanetta (Evolución).
  • Lista 2 “Compromiso con la Constitución” (29,9%), con Recalde, a quien acompañó Adriana Coliqueo.
  • Lista 1 “Nueva Abogacía Federal” (20,5%), con María Fernanda Vázquez (e Ignacio Segura).

 

 

En cada provincia

La lista referenciada en Juntos se impuso en Mendoza (63%), Ciudad de Buenos Aires (62%, donde pesó Ricardo Gil Lavedra, presidente del Colegio de Abogados), Santa Fe (48%), Córdoba (43,5%), Tucumán (41%) y Provincia de Buenos Aires (38%).

En la provincia cuyana se dio el porcentaje más alto para la oposición, aunque con 1.239 votos. La lista 2 sacó 24%, mientras que la 1 arañó el 13%.

En la Ciudad Autónoma hubo claro predominio para la lista ganadora, la única que superó los tres dígitos en las 40 mesas.

En Córdoba, la lista que postulaba a Vázquez era acompañada por Segura, presidente del Colegio de Abogados de esa provincia. Allí el peronismo acompañó a su lista, que vieron cercana a Sergio Massa. Los abogados de Hacemos por Córdoba, con sus 1.190 votos, quedaron a sólo 253 de Piedecasas; mientras que la lista K quedó relegada con 682 apoyos según el diario La Voz. Sobre ese total de 3.315 votos positivos, El Cohete calculó un 43,5% para la Lista 3, un 36%, para la 1 y un 20% para la 2.

La provincia más poblada merece otro detalle. En 37 mesas bonaerenses votaron 9.615 abogados, con el siguiente resultado:

  • Lista 3 (Piedecasas), 3.635 votos (37,8%);
  • Lista 1 (Vázquez), 2.998 (31,18%).
  • Lista 2 (Recalde), 2.968 (30,86%);

Entre las cuatro mesas de La Plata superaron el millar y medio de votos y Recalde se impuso con 640 votos contra 469 (L3) y 468 (L1). En las 19 mesas del Conurbano bonaerense sumaron 5.479 votos (más de la mitad del total) con este detalle:

 

Elaboración propia sobre datos aportados por la oposición.

 

La lista 1 (Vázquez) ganó en la mitad de los distritos del Conurbano: Lomas, San Martín, Morón y La Matanza. Aun así, la lista 3 de Juntos se impuso por menos de 200 votos. La mayor diferencia entre los dos principales contendientes de cada zona tuvo lugar en San Isidro, con casi medio millar. Mientras que la más exigua fue la de Quilmes-Varela-Berazategui, el departamento de Samantha Fernández, operadora de Jimena de la Torre. Perdieron por sólo 7 votos.

En las otras 14 mesas del interior, con dos millares y medio de sufragistas, el resultado fue:

  • Lista 3 (Piedecasas), 1.080 votos (42%);
  • Lista 2 (Recalde), 825 (32%);
  • Lista 1 (Vázquez), 640 (25%).

 

 

Uno por uno

 

 

Piedecasas ya había estado entre 2014-2018 en el Consejo, que presidió durante el macrismo. Se lo vincula con el impulso del lawfare y con la operación que en 2017 terminó con la destitución del camarista Eduardo Freiler. Arriba al Consejo con el apoyo de los radicales Gerardo Morales, Mario Negri y una manito de Elisa Carrió, quien denunció que otro candidato para ese puesto –el actual vicepresidente del Consejo, Carlos Matterson– “representa los intereses y negocios de (Daniel) Angelici”, el Tano que igual que Macri presidió Boca Juniors. Piedecasas acordó cederle su banca dentro de dos años a un hombre suyo, el titular del Consejo de la Magistratura porteño, Alberto Mahiques. Tras el comicio recibió un tweet del presidente nacional de la UCR:

 

Jimena De la Torre fue jefa de gabinete de la Unidad de Información Financiera (UIF) en 2017-2018 y co-dirigió la AFIP, órganos querellantes contra referentes kirchneristas. En abril de este año llegó al Consejo con apoyo de Patricia Bullrich y del senador bonaerense Juan Pablo Allan (procesado por su participación en la “Gestapo antisindical”). Ahora logró ser reelecta por un periodo completo.

Recalde, histórico defensor de obreros como abogado laboralista, fue diputado nacional y ya había integrado el Consejo, al que renunció hacia julio de 2016. Luego de confirmar su regreso advirtió que el empresario Mauricio Macri “quiere desaparecer el derecho laboral y, si es posible, a los sindicatos; quiere un mundo sin dirigentes sindicales, con trabajadores domesticados y sin leyes laborales”.

 

Fernanda Vázquez se sumó al Consejo en abril y renueva con una lista que debuta. La decana de la Facultad de Derecho de Lomas de Zamora (UNLZ) integra una tercera posición que pretende arbitrar entre los dos primeros bloques, según un diseño del representante de las universidades, Diego Molea (rector de la UNLZ), quien termina su mandato en el organismo aunque quedará como suplente, y cuya influencia perdurará por medio de dos ingresantes académicos.

 

Fernanda Vázquez.

 

 

 

La acadéeee

Guillermo Tamarit, abogado y doctor de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), fue elegido por unanimidad como representante del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN). Con Hugo Galderisi (secretario académico de la UNLZ), asumirán el 20 de noviembre.

Este nuevo bloque de tres integrantes será fundamental para alcanzar los 14 votos en las decisiones del Consejo que se toman con mayoría especial de dos tercios.

El armador de tal esquema es Molea, quien desde 2018 jugó con el oficialismo, se pasó al centro cuando desembarcó Rosatti (al tiempo que lograba el arribo de Vázquez más Pamela Tolosa) y ahora se lo vincula con Sergio Massa o, según el caso, con Rosatti. Se sabe que sostuvo su lista contra los pedidos de La Cámpora (mucho antes se había peleado con Julián Álvarez, ex secretario de Justicia, con quien sólo comparten el territorio de Lomas de Zamora), aunque la evidente cintura de Molea le permitirá negociar con unos y otros.

Para terminar de vislumbrar el escenario en que deberá jugar resta que el Congreso envíe sus cuatro senadores y sus cuatro diputados.

 

Diego Molea.

 

 

 

A desdoblar

El desdoblamiento o las alianzas de bloques en el Congreso han sido practicados por todas las fuerzas mayoritarias. Así fueron designados Pablo Tonelli (PRO), Graciela Camaño (PJ), Martín Doñate (FdT) o Roxana Reyes (UCR). Los que se quedan afuera recurren al Poder Judicial. Ahora el oficialismo, separado en el Senado, podría enviar a dos representantes del bloque que preside José Mayans y a otro por el de Juliana Di Tullio. Como la oposición se quedaría con una sola banca, el que lo judicializa es Luis Juez, quien aspira a un lugar y confía en que la razón le sea otorgada por la Corte de los milagros.

 

 

 

 

 

 

* La actual integración de 13 miembros más el comisionado de la Corte, puede verse aquí.
** El PDF con los resultados completos de la elección de abogados fue aportado por fuentes ligadas a la lista de ganadores, y puede verse completa aquí: Abogados Consejo Magistratura resultados 18 OCTUBRE

 

 

 

 

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí