Donaciones

Reflexiones de un cura en opción por los pobres

 

Yo me pregunto: ¿puedo aceptar donaciones para el comedor de parte de Acindar, o de Penta? No puedo (no tengo la capacidad de) seguir todo el itinerario de un aporte, pero hay «aportes y aportes». Si me donaran algo de parte de esa gente, creo que debería rechazarlo y exigirles que paguen los salarios justos, o que bajen el precio de sus mercaderías, o que acepten pagar más impuestos en la emergencia. Aceptar ayuda de esa gente, ¿no me transforma en cómplice? Pero, a veces, aceptarlo me hace quedar como «¡qué bueno es el cura!» Las causas de la situación quedan para otros; ¡¡¡me da un poco de asquito!!!

 

 

* Cura en opción por los pobres.

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

9 Comentarios
  1. beto dice

    La miserabilidad de una selfi y subirla a las redes, cuando se entregan bolsones de comida con donaciones de los ricos…en medio de una emergencia alimentaria, declarada antes de la pandemia, eso sí que da asco! El hambre no sólo no espera, sino que es un crímen. Y señalar a los causantes de ese crímen es de cristianos y compañeros. Abrazo a Eduardo, de nosotros los anónimos que desde inicios del 2016, nos embarramosd en los merenderos de Berazategui. Sin selfis.

  2. José Robur dice

    Agregaría a lo que dice Emilio que no sólo el peronismo: también la iglesia. Ya Nietszche suponía que la perduración del cristianismo se debía al trabajo de los curas con los pobres… Lo cierto es que el consuelo moral, que es una forma de abrigo ante la vulnerabilidad tan eficaz como el opio o sucedáneos al alcance del bolsillo, reproducen el mismo esquema: cargarse con la miseria al hombro también es hacerlo con el modelo-sistema que lo condiciona. En el fondo, la donación, aunque sea crítica o con el barbijo tapando la nariz, perfecciona a tal punto el discurso capitalista, que nos lleva a dar vuelta sobre lo mismo. No podría haber ricos sin un estado que lo legitime ni este estado funcionaría así sin los ricos. Se cofinancian. La experiencia eclesiástica y su orden jerárquico, tiene un saber hacer que hace de Wikipedia un adorno, asesorando a la vez tanto a tirios como a troyanos. Un cura bendice un comedor y otro, la fábrica que inaugura el rico. La miseria de la política es la gestión de la miseria.

  3. Emilio dice

    Al peronismo siempre le sentó mejor la dádiva q las resoluciones de fondo.
    Y ahora a recibir infundios que al fin y al cabo es la mejor censura. Como diría alguien viva la expulsión de lo distinto.

  4. Mario dice

    Hacer este tipo de críticas en esta coyuntura para sacar chapa de «yo soy mejor» no solo es miserable Muestra que la opcion que los pobres se caguen de hambre es su verdadera opción Pedile a los trabajadores que renuncien a sus sueldos por bajos Los disfraces de Camilo Torres no les quedan bien muchachos Les quedan grandes

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.