¿Dónde están Joaquín y su guitarra?

Un argentino buscado como desaparecido en Bolivia

 

Julián Pedro Leopoldo Barle tiene 25 años. Le dicen Chila o Raper porque es músico. Es flaco, flaquito, dice su hermano Joaquín que se fue a buscarlo a Bolivia desde donde desapareció el último 13 de noviembre. Ese día tuvo contacto por última vez con su familia. No usaba celular pero día por medio se comunicaba con su madre. Era mochilero. Pero estaba establecido en la ciudad de Trinidad, al norte de ese país, desde hacía tres meses, tocaba música en bares y se sostenía con el dinero que ganaba a la gorra. En Trinidad lo conocían como el gaucho. La última vez que le escribió a su madre a través del Facebook le dijo que para las fiestas iba a ir a Paraguay porque la situación en Bolivia se estaba poniendo heavy. Habían pasado tres días del golpe de Estado. Desde entonces para su familia está desaparecido.

 

 

El Chila

 

«Fui a buscarlo yo mismo, con otro de sus hermanos y un amigo», dice Joaquín. Hizo el viaje la semana pasada después de hacer contacto con Cancillería, desesperado porque pasaban los días y seguía sin noticias. «Tuve mil millones de complicaciones porque cuando cruzaba la frontera me di cuenta de que estaba todo mal con los argentinos. Vivo en Córdoba, no tenía los medios para tomarme un avión, fui en auto y en la frontera de Salta, la gente de Migraciones me preguntó a dónde íbamos, a qué y nos recomendó dejar el auto y seguir en colectivo porque a los argentinos ni siquiera les venden combustibles».

Llegaron en colectivo a Trinidad. Pero el paso por Bolivia fue una pesadilla: ser argentino es sinónimo de terrorista.

Buscaron al Chila en el hotel donde paraba El Delfín. Preguntaron a mochileros y músicos que lo conocían, a vendedores ambulantes, fueron a los bares, buscaron en hospitales y también en la morgue. No encontraron ninguna señal hasta que les dijeron que tal vez se había trasladado a la casa de una persona que daba refugio a mochileros, un tal Luis Fernández Meléndez, El chino, pero también les dijeron que no era tan buena persona. Fueron a buscarlo a esa casa tres veces pero no encontraron ni al Chino ni rastros de Julián. Pasaron por la comisaría pero eso fue un problema.

«Me voy a la policía y me meto en un quilombo porque me quisieron meter preso por el solo hecho de preguntar por mi hermano», dice Joaquín. «Nos requisaron, no nos quisieron tomar la denuncia, y nos enteramos que por ser argentinos estábamos catalogados como terroristas».

Los mandaron a Interpol, a Migraciones, y de nuevo a Interpol. Una persona les dijo que había visto al Chila correr el domingo 1° de diciembre a las 8.30 de la mañana. Ese es el último dato que tienen. Pero, ¿por qué corría? ¿Por qué no se comunicó durante esos días previos? ¿Por qué no saben nada de él en este momento? ¿Salió de la casa de El chino?

Cancillería hizo una presentación ante el Grupo de Trabajo de Desaparición Forzada de Naciones Unidas. Y pidió a Bolivia información para saber si él joven pasó las fronteras de salida.

El Chila era un hippie cheto, dicen sus hermanos. Puro amor y paz. Nacido y crecido en la provincia de Buenos Aires de donde los hermanos varones huyeron escapando de una bala que primero dejó al padre en silla de ruedas durante un robo, y finalmente lo mató. El Chila tenía una guitarra bordó. Había salido del país hacía un año. Pasó un tiempo en La Paz, luego en Santa Cruz de la Sierra y ahora estaba en Trinidad. Tenía una novia malabarista de la que se separó hace un tiempo. Ella llegó a Brasil para el golpe. Ahora lo espera en Paraguay.

«Imaginate que yo de esto cero», dice Joaquín. «Ni siquiera sabía cuál era la situación en Bolivia, manejo máquinas viales, no tengo noción de nada. Mi hermano cero política, es una de esas personas re-amor y paz, no es violento, le gustaba ir con la guitarra, siempre va bien vestido, impecable, y me lo contaban ahí, ahora se había dejado la barba».

Cualquier dato sobre el Chila comunicarse con Joaquín a su correo: [email protected]

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

1 comentario
  1. Estela Garbarini dice

    No será donde está Julián? no señaló el error, se comunicaría mejor la busqueda

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.