El Aleph

Autoritario pero ineficaz, Carlos Argentino Macrì cree posible ver el orbe en un punto, que es el dólar quieto

 

En la casa de la calle Garay donde murió Beatriz Viterbo, su primo Carlos Argentino Daneri le revela al desconsolado Borges que en un ángulo del sótano hay un Aleph. Le explica que el Aleph es el lugar donde están, sin confundirse, todos los lugares del orbe, vistos desde todos los ángulos. Borges colige que además de un mediocre pomposo Daneri es loco. Pero cuando según sus instrucciones se tiende decúbito dorsal en el sótano oscuro, también él ve la esfera tornasolada del Aleph, de fulgor casi intolerable, e intenta la vana “enumeración, siquiera parcial, de un conjunto infinito”. 

En no más de tres centímetros, descubre el espacio cósmico, sin disminución de tamaño. La enumeración es previsiblemente extensa y  puede leerse aquí.

Borges lo ayudó con una botella de coñac y Daneri emprendió, «al cabo de unas copas, una vindicación del hombre moderno.

—Lo evoco— dijo con una admiración algo inexplicable— provisto de teléfonos, de telégrafos, de fonógrafos, de aparatos de radiotelefonía, de cinematógrafos, de linternas mágicas, de glosarios, de horarios, de prontuarios, de boletines…».

Acicateado por la sorna de Borges, Carlos Argentino le lee una estrofa de su poema La Tierra, que es “una descripción del planeta”. Borges comprendió “que el trabajo del poeta no estaba en la poesía; estaba en la invención de razones para que la poesía fuera admirable”. La “dicción oral de Daneri era extravagante; su torpeza métrica le vedó, salvo contadas veces, transmitir esa extravagancia al poema”.

El cuento se publicó en 1945, trece años antes del nacimiento de Maurizio Macrì y cuando aún faltaban dos para que Ecuador diera al mundo a Jaime Durán Barba.

 

 

Nosotros dejamos aquí a Beatriz Viterbo y a Carlos Argentino Daneri y seguimos la deriva del ingeniero Maurizio Macrì. “Es autoritario, pero también es ineficaz”, describe Borges a su personaje. “A dos generaciones de distancia, la ese italiana y la copiosa gesticulación italiana sobreviven en él. Su actividad mental es continua, apasionada, versátil y del todo insignificante. Abunda en inservibles analogías y en ociosos escrúpulos”. Como Daneri, Macrì también atesora un Aleph en el sótano.

 

Borges y el gato: «una actividad mental continua, apasionada, versátil y del todo insignificante»

 

La versificación de todo el planeta

Ese punto único que obsesiona a Macrì es el control de la cotización del dólar dentro de una banda prefijada por el Fondo Monetario Internacional y sus operadores en el Ministerio de Hacienda y el Banco Central. Esa reducción del vasto mundo a un punto, se demuestra una y otra vez tan ilusoria como «la versificación de todo el planeta» de Carlos Argentino Daneri.

En ese lugar que Macrì eligió como reparo, se refleja todo el universo que el Presidente preferiría ignorar. El coma es profundo, rama por rama de la economía, con parámetros que sólo se comparan, y no todos a favor, con los de 2001/2002. Se sabía que ese sería el resultado desde que el moderno Procusto que es el FMI dictó su plan Doble Cero, para cortar de un sólo tajo el déficit fiscal, la emisión monetaria y la actividad económica.

 

El lecho de Procusto, cortar y cortar.

 

Ante el reclamo atronador de todas las cámaras patronales, sin excluir a los amigos de la casa, el gobierno comenzó un gradual pero persistente descenso de las tasas de interés que les paga a los bancos por las Letras de Liquidez que sólo ellos pueden atesorar, a diferencia de las plebeyas LECAPs, que inflaron todas las carteras. Como describió aquí Sebastián Soler en noviembre, «el dólar en coma inducido, las tasas en pesos por las nubes, los capitales especulativos de regreso, el riesgo país en niveles prohibitivos» conforman «un estado de cosas distinto al de los peores meses de la corrida pero demasiado parecido aún al de los meses previos que la gestaron. La teoría económica ofrece otra metáfora zoológica, menos divulgada que el cisne negro, para describir esa situación: el hipopótamo gris. [1] Un fenómeno con la misma capacidad de daño del cisne negro, pero que, en lugar de ser inesperado y súbito, puede advertirse a simple vista y avanza lenta pero inexorablemente hasta aplastar a los incautos que eligen ignorarlo». Que nadie diga que no le avisaron.

El FMI y sus operadores Nicolás Dujovne y Guido Sandleris se animaron a bajar en forma gradual la tasa de interés, con el propósito de resucitar algunas ramas de la industria, aprovechando que el dólar cotizaba por debajo de la banda y eso les permitía recomponer reservas a razón de 75 millones diarios. Arrancaron por encima del 70% y bajaron hasta el 40%. En ese momento el yacaré se desperezó y una parte de los pesos colocados en plazo fijo inició el regreso hacia la cueva verde. El dólar rozó los 42 pesos y, mientras Macrì  emulaba a Carlos Argentino Daneri con frases célebres en Delhi, los nerviosos guardianes del sillón volvieron a empujar la bicicleta financiera del carry trade, en un arbitraje entre la tasa y el dólar que es tan vieja como la restricción externa y el avance del stop & go, que se repite como una cíclica pesadilla borgiana al menos desde 1952. Plan picapiedra lo llamó el amigo presidencial Carlos Melconian, a quien no se le puede negar vitriólico ingenio. La tasa volvió al 50% y seguirá subiendo todo lo que sea preciso para maniatar de nuevo al dólar, el mirador único de Macrì /Daneri. Este es la clase de animal que tropieza con la misma piedra.

 

Bajar para arriba

Dijo que no haría más pronósticos, que sólo perseveraría en el único rumbo posible, pero un mes después estaba anunciando que la inflación comenzaba a bajar y que se avecinaba el crecimiento. No pasaron 24 horas para que el INDEC anunciara que tal como en el primer año de Cambiemos, la inflación volvía a bajar hacia arriba. El 3% de enero parece deseable en comparación con el 3,3% que ya se vaticina para febrero y hasta sus mejores amigos le advierten que no habrá crecimiento perceptible en los meses preelectorales.

No fue el único ángulo del universo que mostró el Aleph presidencial.

Las distintas tendencias peronistas se unieron en la comisión bicameral del Congreso para rechazar los tres DNU de Macrì: uno sobre extinción de dominio, otro de creación de una agencia nacional del deporte y el tercero de cesión del espectro radioeléctrico del satélite ARSAT.

 

 

Igual que con las causas contra Cristina, al gobierno le interesa poco el resultado. Se trata de menoscabar a la oposición y presentar al macrismo como improbable adalid de la transparencia y la honestidad. Si ambas cámaras confirman el rechazo, la propaganda oficial dirá que el peronismo se une en defensa de la corrupción y que el único antídoto es darle al Presidente un segundo mandato y mejorar la relación de fuerza en el Congreso. Las megacausas que instruyen Stornelli y el doctor Glock desembocarán en sendas nulidades y hasta es posible que los instructores terminen instruidos. Pero esto ocurrirá dentro de un par de años y entretanto las redes oficiales machacarán con el tema para fidelizar el núcleo propio y cazar algún incauto al paso. No obstante, el rechazo legislativo debilita a Macrì porque pone en duda la gobernabilidad, cosa que los observadores internacionales, tanto económicos como políticos, toman muy en cuenta.

Desde el Aleph, Carlos Argentino también ve la sala de acuerdos de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Allí el bloque justicialista conformado por Juan Carlos Maqueda, Horacio Rosatti y Ricardo Lorenzetti prosigue la cocción a fuego lento del gobierno que creyó controlar el tribunal con la designación para presidirlo de Carlos Fernando Rosenkrantz. Por el contrario, se le ha escapado por completo de las manos y lo único que queda son las rencillas entre los operadores que se acusan por esta notable chapuza. Ese bloque mayoritario acaba de ordenar que el Estado Nacional le devuelva a la provincia de San Luis 15.000 millones de pesos que desde 2006 le fueron detraídos de la coparticipación federal.

Como un boxeador sentido, el gobierno sonríe y deja saber que esa suma no afecta el esfuerzo por alcanzar el déficit cero y que no la pagará de inmediato, sino que abrirá un proceso de negociación con la provincia cuyo gobierno ahora se disputan los hermanos Adolfo y Alberto Rodríguez Saa. Es posible, pero la señal de que el Poder Ejecutivo también tiene enfrente una Corte Suprema hostil también es anotada por el virrey italiano Roberto Cardarelli. Sobre todo porque en la cola después de San Luis está Santa Fe, que no reclama 15.000 sino 45.000 millones de pesos, más de mil millones de dólares. Esta vez el Estado Nacional ni siquiera tendrá un representante en la discusión, ya que Rosenkrantz deberá excusarse, porque junto con Ricardo Gil Lavedra fue uno de los abogados de Santa Fe en el juicio.

Además, desde el Aleph se observa con inquietud la agenda de temas a tratar por la Corte Suprema en lo que resta para las elecciones. Ni olvido ni perdón, se oye a lo lejos.

Los resultados de las primarias pampeanas tomaron al gobierno nacional por sorpresa. Pensaban que el disciplinado macrista Carlos Mac Allister vencería con sus globos y su libreto pum para arriba al radical Daniel Kroneberger, y sólo les preocupaba la distancia. Perdieron 2 a 1 y el candidato triunfal atribuyó la caída de Mac Allister a su «relación directa con el Presidente», dada la «difícil  situación nacional económica que atravesamos». Kroneberger rozó la herejía cuando agregó: «Hay que ver si Macrì va a ser el candidato y va por la reelección». Para peor, el candidato kirchnerista de Unidad Ciudadana prevaleció sobre el peronismo conversable para la intendencia de Santa Rosa 

Con una recobrada valentía, los aliados radicales aceleraron la toma de distancia del cuerpo político en descomposición del Presidente, cuyas órdenes han dejado de ser deseos para quienes no lo abandonarán ni un minuto antes ni un minuto después. El Hada Buena no pudo resistir la presión del cajero central y desistió de desdoblar el calendario provincial de elecciones del nacional. Pero los radicales Alfredo Cornejo y Gerardo Morales adelantaron sus convocatorias provinciales. No están en condiciones de perder un solo voto por el lastre presidencial ni se preocupan por disimularlo.

Peor es lo que sucede en Córdoba, que fue clave en la victoria de noviembre de 2015 y amaga con serlo también en la derrota de 2019. Por lo pronto el Gringo Schiaretti ya no podrá engatusar a Carlos Zannini, haciéndole creer que en la elección provincial sus huestes votarían por el candidato del cordobesismo (del que habrá que ver qué queda, luego de la muerte de José De la Sota), pero que en la contienda presidencial volverá al redil kirchnerista. Y ni siquiera intentará convencer a nadie de que su esposa Alejandra Vigo garantiza la fiscalización para que [otros] no les roben los votos en el escrutinio. Así, el 70% de Macrì en Córdoba le dio la luz suficiente para devolver a Scioli a su rubio infierno doméstico. El viernes 22, cinco partidos que reconocen la conducción de CFK eligieron como candidato a gobernador al diputado y dirigente de la CTA, Pablo Carro. «Somos nosotros los que tenemos la llave para devolverle la felicidad al pueblo», alardearon.

Si esa alternativa merma la suma de peronistas que el ex ministro de Justicia Luis Angulo juntó para Schiaretti, la rebelión de los radicales asusta a Macrì. El intento de Marcos Peña Braun de imponer por teléfono la candidatura de Mario Negri rebotó contra la decisión del alcalde local Ramón Mestre de aspirar a la gobernación. Lo peor es que hasta el desdibujado ex ministro de las retenciones, Martín Lousteau, desafió en público al Presidente, que confiaba en un comportamiento discreto como invitado en el paseo asiático. El ex joven radical Federico Storani reclama una interna de Lousteau contra Macrì, con ácidos conceptos sobre el fracaso de todas las políticas de Cambiemos. Se adivina en su voz fatigada cierta envidia por su ex correligionario Leopoldo Moreau, que no invirtió su caudal alfonsinista en Macrì sino en Cristina. Al menos Polo no es sometido a las humillaciones que padece el vicegobernador storanista de Buenos Aires, cuya reelección es puesta en duda a viva voz por el Hada Buena.

«Ganamos elecciones pero perdemos puestos», rezongan los radicales de los ministerios de Defensa y de Relaciones Exteriores, donde el coordinador del gabinete para Seguridad, Defensa y Relaciones Exteriores, Fulvio Pompeo, removió al protegido de Adalberto Rodríguez Giavarini, Horacio Chighizola, y colocó en su lugar a su principal colaboradora, la Prominente Paola Di Chiaro. En la Cancillería, Daniel Raimondi fue substituido por Gustavo Zlauvinen en el segundo cargo por debajo de Jorge Faurie, allí donde brilló el radical Pedro Villagra. En ningún lugar la entropía es más ostensible.

Después de haber dicho que la inflación mide la incapacidad de un gobernante y prometido la pobreza cero, lo más sensato que podría hacer Macrì es imitar a Federico Luppi en la escena cumbre de Tiempo de revancha.

 

Sin embargo, al desear que más argentinos pudieran visitar la India, Macrì exhibe «su mente porosa para el olvido»; como dice Borges, «bajo la trágica erosión de los años», que no se miden solo en el calendario.

Desde su Aleph, Macrì también ve una formación policial desarmando a garrotazos los puestos montados por productores de verduras cuyos precios de venta son inferiores a los crecientes costos de producción. Le llama la atención una mujer, de cabello gris, vestida con corrección, que da la espalda a la refriega y se inclina para recoger una berenjena caída junto a la estación de transbordo de Constitución, orgullo del alcalde Rodríguez Larreta, un especialista en tirar mucha pinta con mínima inversión. No sólo capturó el ojo presidencial. También el del fotógrafo Bernardino Ávila, golpeado y detenido por ello pero que alcanzó a transmitir su toma, que ya ha recorrido el mundo. Sintetiza en el afán de una persona el drama de una sociedad. El riesgo país volvió a pasar de 700. El gobierno sabe bien que no habrá inversión productiva alguna hasta que la sucesión de sus fracasos sea un mal recuerdo y otra presidencia encienda alguna ilusión. El temor es que ni las golondrinas capitalistas se posen en la city, por temor a terminar asadas como un vulgar gato callejero, bajo el título «Imágenes sensibles» con que los editores excitan el morbo de su audiencia.

 

Por la espalda

Desde el Aleph, Macrì mira hacia el sur. Nunca entendió el interés de las Malvinas, sobre las que dijo algunas tonterías de niño bien. Por eso le sobresalta el ruido que hace el retirado coronel José Martiniano Duarte, a quien sus promotores presentan como héroe de las Malvinas, quien cree que «todo parece ser válido a la hora de humillar a las Fuerzas Armadas». Aludía así al presunto relevo de los militares de la administración de su obra social. No todo es lo que parece. En realidad, el ministro Oscar Aguad debió prescindir de su yerno, Rodrigo de Loredo, en represalia por presentar su candidatura a la intendencia de Córdoba en combinación con su actual titular, Ramón Mestre, cuando PRO prefería al humorista Luis Juez, aún no repuesto de los duros combates perdidos contra la Mole Moli, que es tanto más gracioso. En la obra social no serán erradicados los militares, salvo algunos. Y Martiniano Duarte es, ante todo, uno de los capitanes carapintada que se alzaron en 1987 contra el orden constitucional, de acuerdo con el listado de la Corte Suprema de Justicia. Su condecoración “Al esfuerzo y la abnegación” le fue otorgada por el combate que lo enfrentó con el capitán inglés John Hamilton, quien recibió de su patria la “Gran Cruz de Victoria” post mortem. Es la más alta condecoración que discierne la pérfida Albion, y los documentos que guarda la familia de Hamilton dicen que cubrió a un camarada hasta que se quedó sin municiones, luego de lo cual fue muerto por la espalda.

 

Allí tampoco

El secretario de derechos humanos y pluralismo cultural, Claudio Avruj, celebró que la Argentina haya sido designada vicepresidente del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. No dijo que cada región del mundo aporta una vicepresidencia, cuya titularidad es rotativa y no un reconocimiento a las políticas de cada Estado, porque de otro modo debería haber explicado qué hace allí Egipto.

En cambio la valoración política se aprecia en la elección de expertos independientes que cada Estado propone para cargos técnicos, en cuerpos como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. El año pasado, el candidato argentino Carlos Horacio de Casas perdió todas las votaciones: defensor de un represor de la dictadura en Mendoza y de banqueros del Opus Dei acusados de vaciamiento; doctrinario en contra de la derogación del desacato; partidario de restricciones a la libertad de expresión con base en argumentos religiosos y teológicos; opositor a la despenalización del aborto, claramente no daba el perfil requerido.

Este año el propuesto fue el asesor de Avruj, Alfredo Mauricio Vítolo, otro experto en derecho corporativo y director él mismo de grandes empresas, que propone desconocer las decisiones del sistema interamericano de derechos humanos y también se opone a la interrupción voluntaria del embarazo. Durante el debate del año pasado en el Congreso, fue uno de los expositores en defensa de lo que llaman las dos vidas. No obstante, acostumbra a dos de sus hijos menores a jugar con armas de fuego, o sus réplicas, la fotografía que él mismo publicó no permite discernirlo. Esta vez la candidatura ni siquiera llegó a tratarse, porque Avruj le indicó al ministro de Relaciones Exteriores Jorge Faurie que la retirara desde que carecía de toda viabilidad.

 

El defensor de las dos vidas con sus dos hijos.

 

«¿Eligió Carlos Argentino ese nombre, o lo leyó, aplicado a otro punto donde convergen todos los puntos, en alguno de los textos innumerables que el Aleph de su casa le reveló? Por increíble que parezca yo creo que hay (o que hubo) otro Aleph, yo creo que el Aleph de la calle Garay era un falso Aleph», escribe Borges sobre el final del texto.  Entre otras cosas, explica, porque «como ha escrito Abenjaldún: En las repúblicas fundadas por nómadas, es indispensable el concurso de forasteros para todo lo que sea albañilería».

Carlos Argentino Daneri/Macrì quiere expulsar a buen número de esos forasteros. No le alcanzarán los nueve meses y doce días de mandato que le quedan para entender que también esa política expulsiva aproxima la corrida cambiaria que arrasará gobierno y Aleph de una sola vez.


La música que escuché mientras escribía

 

--------------------------------

Para suscribirte con $ 250/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 500/mes al Cohete hace click aquí

Para suscribirte con $ 1000/mes al Cohete hace click aquí

66 Comentarios
  1. farid silva dice

    HV nos tiene malacostumbrados al dolor y al placer. Dolor por la cruda realidad que le toca describir y el placer por la sublime maestría de su pluma. Un periodista imprescindible!

  2. Alfredo Espil dice

    brillante ¡que postal de la realidad nacional!

  3. Claudia dice

    Que genio ..un gusto leerlo y escucharlo!!

  4. Marcelo melo dice

    Horacio, gracias por aportar tanto al intento de torcer un rumbo macabro.

  5. JOB dice

    No sólo periodismo. Genial Horacio!

  6. norma dice

    Desde el exterior, le agradezco infinitamente la posibilidad de leerlo estimado maestro.

  7. Eduardo dice

    Gran nota..hay semanas mejores q otras pero esta es sencillamente brillante parece un hat trick del catalan del barcelona…

  8. Karina Coppola dice

    Gracias respetadísimo Horacio. Hoy pude dedicar mi día a leerte y a tomarte como guía de estudio para repasar nuestra historia mas próxima en una maravillosa síntesis. Vacaciones en casa este año.

  9. Miguel dice

    Amén.

  10. Juan Carlos dice

    Un domingo no es tal sin ravioles…..como dijera una lectora . Tampoco lo es sin una columna de HV. Es difícil encontrar tanta precisión y a la vez fino humor, dentro de temas tan tristes…..Una vez mas te felicito.

  11. Julio Maier dice

    ¡Bravo! Supongo que estarás más que alegre, incluso por los «comentarios» que en cantidad y calidad superan aquello que puede esperarse. Julio

  12. Enrique dice

    Una pieza de literatura-política de antología. Uno de los más brillantes intelectuales y analistas políticos de Argentina. Gracias.

  13. Jorge Sad dice

    Horacio. Dog and God. como siempre te digo cuando te veo en la calle GRACIAS!!!

  14. Martires dice

    Después de leer esta nota, voy a leer todos los domingos a el gran Horacio, a través de este medio.
    Estaba acostumbrado a leerlo en el papel dominical del Pagina 12, pero, tendré que acostumbrarme a la pantalla para seguirlo.
    Gracias Horacio por la magia,,,la tinta no se mancha¡¡¡¡¡¡

  15. Leonardo dice

    Genial Horacio!!!!

  16. Marcelo dice

    Gracias Horacio por informar y poner claridad en el mar de tinieblas que son hoy los medios hegemónicos ! Abrazo !

  17. Santiago dice

    Ojo que algunos sostienen que El Aleph de Borges es nada menos que imaginarse la Internet medio siglo antes de que modificara el mundo y las comunicaciones con su irrupción.

  18. Alejandra dice

    Brillante, qué prosa para describir este estado de putrefacción al que nos llevó el gobierno. Chapeaux! Los domingos tu columna es como los ravioles! Gracias!

  19. Javier saggese dice

    Quería comentar una confusión zoológica .El fenómeno antitético del cisne negro (el impacto de lo altamente improbable) no sería el hipopótamo sino el rinoceronte gris (cómo reconocer y actuar en los peligros evidentes que ignoramos, libro de Michele Wucker ) De paso podemos decir que para Salvador Dalí el rinoceronte es el único animal que transporta una increíble suma de conocimientos cósmicos dentro de su armadura y llegó a establecer que el rinoceronte «no se contenta con llevar en la punta de la nariz una de las más bonitas curvas logarítmicas, sino que en el trasero lleva también una especie de galaxia de curvas logarítmicas en forma de girasol». Por ende el rinoceronte sería una especie de Aleph viviente. Excelente artículo

  20. alejandra dice

    Un elixir! Impresionantemente buena la nota. Gracias genio, !!!!!

  21. cecilia dice

    qué nivel ..!! HV inspiradísimo… gracias por tanto

  22. Mario dice

    1) Sí se equivocó y jamás lo reconoció, que yo sepa. Fue cuando nominaba a Hugo Chávez como «el bobo feroz». 2) Siguiendo a Borges, casi que calificaba al bolivariano como «portador de una sosegada idiotez» 3) Yo he sido un humilde muchacho de barrio (hoy un veterano) y peronista, y lo leo de modo entusiasta a HV, enorme periodista.

  23. Ivan Torós dice

    Estimados
    Estoy aquí en la parte sur de las sierras centrales misioneras. La señal y mi habilidad telefónica no da para copiar y pegar este artículo. Si por favor el que lee este mensaje puede mandarlo por mail a:
    [email protected]. Si es adjunto en pdf. Por favor desde ya muchas gracias.
    Ivan Torós.

  24. Beatriz dice

    Brillante, brillante Horacio, te has superado. Gracias, tanto por tu nota como por el goce enorme de reirme como loca!

    Cariños,

    Beatriz

  25. Viviana Carolina Ribichich dice

    Gracias otra vez Horacio por sus artículos. Si bien la mayoría de ellos son largos y la lectura sostenida produce cansancio, no merece más que mi agradecimiento ante tamaña cantidad de datos, argumentos y buen humor.

  26. Ernesto dice

    Gracias, Horacio. La pasta de primera, pero lo que lo hace una delicia es la salsa. Un abrazo.

  27. ,Apico dice

    Un articulo periodístico con excelente literatura. Hacia rato que no leía algo tan bueno.Saludo Peronista.

  28. Haydée Susana Lin dice

    «En el oscuro sótano de la casa de la avenida Garay 2882 -donde la banda «guardaba» a sus secuestrados- había un contundente olor a humedad que, cuando ahora recuerdo, aún puedo percibir.» (Nota de Omar Lavieri en Infobae del 21.08.2016). No es ninguna casualidad. Es la maestría de un excelente escritor y periodista. El mejor periodista, sin duda alguna.

  29. Gabriel Méraud dice

    Qué buen espacio El Cohete a La Luna. Gracias por construirlo. Estos lugares, aparte de su función en la construcción de otra realidad, son también refugios adonde pasar estos tiempos tan difíciles. Arcas de Noé si se quiere. Y por supuesto muy disfrutable la nota.

  30. Aiducha dice

    ¡Gracias…….totales! Borges y HV. Humor inteligente y sagaz, bien a lo Borges y muy de HV. Gran investigación, como siempre.

  31. Eduardo dice

    Sr Richard, neocon al palo !!! H.V es quizás uno de los pocos periodistas que en 40 años de dura profesión – pues fue perseguido por la derecha fascista- estableció un feed-back con la politica, la ideología y la literatura – todo en un marco de investigaciones serias y profundas como lo atestiguan sus numerosos libros y articulos en Pagina 12 y en El Cohete a la Luna. Su metodo fué siempre el cuestionamiento de las ideas que forman el corpus teorico de la dependencia y el neoliberalismo. Me permito decir que algunos de sus articuñlos son piezas antologicas de los estudios comparativos. Lo se pues su libro Robo para la Corona lo usé como libro de analisis en el curso-seminario : Crisis del Estado del Bienestar.

  32. MIRTA dice

    ÚNICO COMO SIEMPRE, NO DECAE JAMÁS LA MENTALIDAD BRILLANTE PARA DEFINIR CLARA, PRECISA Y CORRECTA LA SITUACIÓN DEL GOBIERNO INÚTIL E INEFICAZ QUE PADECEMOS

  33. Verónica Rímuli dice

    Querido Horacio, tu presencia dominical es una de las pocas cosas que ayudan a seguir remando en medio de este naufragio. Abrazo!!

  34. Pedro Reig i Aumedes dice

    Lo triste es el final del Aleph.
    Invalorable comparación auque, claro, Carlos Argentino, a diferencia de Macri, auditaba el planeta.

  35. Leo dice

    Me lo imagino a Macri llamando a Aguinis o a Vargas Llosa: «che, me explicas lo del Aleph, me parece que me estan cachando.» Y esperando con la boca abierta la respuesta. Impecable articulo.

  36. Leonardo Larroque dice

    Información periodística rigurosa envuelta en el más fino embalaje estético argumental.
    Lo que se dice UNA OBRA DE ARTE!
    Gracias por el compromiso y el goce compañero!

  37. Horacio, por favor si Macri imitara al personaje de Federico Luppi en Tiempo de revancha y se rebanara la lengua con una navaja como dicho personaje, nos privaría de los antológicos discursos a los que su brillante dicción nos tiene acostumbrados.

  38. Fabian dice

    Estimado, al margen, se dice que El Aleph fue una burla a Neruda y su Canto General. En este caso, Daneri es Neruda.

    Excelente la nota!

  39. Augusto dice

    Sabemos que la ética alcanza su zenit cuando se aúna con estética. Lo que no sabemos es cómo dar con ese connubio. Cuando se encuentra, y se encuentra frase tras frase, es deslumbrante. Gracias Horacio!

  40. Raúl Oromí dice

    Decime de qué es el trago que tomás a ver si puedo escribir al menos una línea como vos. Esta nota va a ser un ejemplo de lo mejor del periodismo. la literatura y el análisis político.
    Eso sí, no te olvides de Don Leopoldo, el Poeta Depuesto.

  41. Cecilia dice

    Horario Verbitsy: gran periodista… me subyugan tus notas y me hacen reflexionar….

  42. Eugenia dice

    ¡¡Genial! ¡Carlos Argentino Daneri es Macri! Horacio descubrió que Borges (nada menos) pensó a Macri años antes de que naciera.

    1. susana dice

      tonta

  43. daniel dice

    Gracias, un placer de todos los domingos, leerlo a Ud. Horacio

  44. Silvia dice

    Maravilla la pintura de Mónica .abrazo para ambos .Silvia .
    Mar del Plata.

  45. gerardo sendero dice

    Cerca de ser el articulo perfecto.
    Creo que es una obra excelsa de la literatura moderna, mas allá de la realidad que envuelve.
    Mis felicitaciones

  46. Gustavo. dice

    El punto criticable sería, en todo caso, que la información fuera falsa, y no quién financia al CELS.

  47. Garcia, Eduardo dice

    En Córdoba, «Juan» revela su olfato político y se aleja lo más que puede, de todo lo que pueda estar teñido con la letra K. Es casi una obviedad: los medios locales, Cadena 3, La voz del Interior, Canal Doce y Radio Mitre (los verdaderos formadores de opinión en Córdoba), tienen como norte machacar día a día su ideología anti-peronista y por ende anti K. El cómico Luis Juez, no tiene ninguna chance de ganar nada, la memoria colectiva siempre está: dijo ser Peronista perro, pegó el portazo en nombre de la honestidad, fue Intendente de Córdoba, sin pena ni gloria, lo insultó a Macri y luego le pidió disculpas a puertas cerradas, tuvo su premio menor como Embajador en Ecuador, su verborragia humorística, le jugó una mala pasada y volvió, como siempre, tirando la toalla en la Rosada. Ahora aliado a un radical eterno- en sus comienzos emulo de Alfonsin- Negri, (el mismo que puso la face en la Rosada, diciendo que las boletas del gas se podían pagar en cuotas) que ha hecho de la política su modo de vivir bien, junto a su familia, con ininterrumpidos cargos desde 1983 a la fecha.

  48. Ricardo dice

    ¿Ha reconocido Usted, aunque sea íntimamente, haberse equivocado alguna vez?
    Sería saludable que lo haga. Lo haría creíble

    1. gerardo sendero dice

      ojala alguna vez se hubiese equivocado.
      Creo que la unica vez, fue cuando escribio en P12 que Scioli iba a ganar, basado en una estadística.
      El articulo no es excelente, es «soberbio».

    2. Señor Ricardo X, lo que hace creíble a Horacio es la contundencia de las pruebas que va hilvanando en sus artículos, sazonado con deliciosas ironías. Si su estilo y el de las y los demás PERIODISTAS de esta NAVE INSIGNIA DE LA CULTURA NACIONAL no son de tu agrado, te sugiero busques «información fidedigna» en las CLOACAS GOEBBELIANAS de nuestra prensa, Clarín y La Nación.

    3. Eduardo dice

      Sr Richard, neocon al palo !!! H.V es quizás uno de los pocos periodistas que en 40 años de dura profesión – pues fue perseguido por la derecha fascista- estableció un feed-back con la politica, la ideología y la literatura – todo en un marco de investigaciones serias y profundas como lo atestiguan sus numerosos libros y articulos en Pagina 12 y en El Cohete a la Luna. Su metodo fué siempre el cuestionamiento de las ideas que forman el corpus teorico de la dependencia y el neoliberalismo. Me permito decir que algunos de sus articuñlos son piezas antologicas de los estudios comparativos. Lo se pues su libro Robo para la Corona lo usé como libro de analisis en el curso-seminario : Crisis del Estado del Bienestar.

    4. Ignacio dice

      Y desde cuándo la credibilidad / veracidad es una categoría que se opone a la» equivocación»/mal cálculo? A dónde querés llegar? ( aunque en mi fuero íntimo creo intuirlo…)
      Borges debe haberse equivocado y ello no invalida ni convierte en opinable su prosa ,que se disfruta y frente a la cual nos rendimos o no,depende a quien o a que conciencia interpele

  49. Juan Rois dice

    El Aleph es Horacio.

    1. Migueletes dice

      Exacto…,y el 4 de marzo Aleph va a decirnos por radio todo lo que ve!!

  50. adriana dice

    Ha construido Ud. un colorido prisma que permite ver la realidad con cierto optimismo.

  51. Elena Pérez de Medina dice

    Me olvidé: la yapa del tango me desbordó. A propósito: todo lo que compartís de música me subyuga. De nuevo: gracias, gracias, gracias. Otro abrazo fraterno.

  52. Elena Pérez de Medina dice

    Horacio: cada día mejor (para compensar el cada día peor de la PATRIA). El juego con Borges me produjo un goce inigualable. Gracias, gracias, gracias. Enorme abrazo.

  53. Graciela Cohen dice

    Muy inspirador Horacio… mil gracias….

  54. Eduardo Viel dice

    Menos mal que existe Google, entendi la nota Googleando personas, hechos y circunstancias.
    Le agradezco que me hace leer mucho más que la nota en si. Aprender palabras, expresiones (Pérfida Albión), desconocidas para mi. Lo mio llegaba hasta:
    Hasta un inglés zangiador
    Que decía en la última guerra,
    Que él era de Inca­la­perra
    Y que no quería servir.
    Tuvo también que juir
    A guarecerse en la sierra.
    Ningún periodista me hace leer tanto. Gracias.
    A Veces quedo:

  55. oscar dice

    Exelente y gracias.

  56. Héctor Manuel dice

    bis in idem

  57. Fabián G.P. dice

    Actualidad, encadenamiento de procesos históricos, realidad política integrada, economía y poética discursiva… HV, un grande!!!!

  58. Roberto dice

    Genial como siempre ! ..

Dejá tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.